sábado 15/5/21
CORONAVIRUS

Cantabria empieza la ‘tercera ola’ de la COVID-19 al sumar más de 600 casos desde Nochebuena y Navidad, y estudia medidas "más drásticas"

Cantabria se plantea volver a cerrar perimetralmente algunos municipios
Cantabria prevé que mantendrá el confinamiento de Cantabria y el toque de queda, al menos, hasta el 16 de enero

Cantabria está "empezando" la 'tercera ola' del coronavirus tras un empeoramiento de los datos desde Nochebuena y Navidad, ya que en una semana la región ha sumado más de 600 nuevos positivos, un 44% más que la anterior, y la previsión es que la situación siga empeorando debido a las celebraciones navideñas.

Lo ha advertido así este lunes en declaraciones a los periodistas el consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez, quien ha indicado que a la vista de estas cifras y teniendo en cuenta la previsión, el Gobierno regional no se plantea levantar el cierre perimetral de la Comunidad Autónoma, que se retomará a partir de Reyes y en principio hasta el día 16, ni tampoco el toque de queda, decretado de 22:00 a 6:00 horas.

Es más, de confirmarse la tendencia y el pronóstico, se revisarán todas las medidas de la fase de alerta tres, en la que se encuentra Cantabria ahora, y se estudiará implementar otras "más drásticas" por si se pasa de nivel, relacionadas con la revisión de aforos y limitación de actividades que supongan interacción social.

Y aunque el consejero cree que hay que ser "prudentes" y esperar a la evolución de los datos, teme que la situación va a "seguir empeorando" por la Navidad. No obstante, ha reconocido que el repunte de casos experimentado en la última semana todavía no ha tenido "mucha trascendencia" en los servicios hospitalarios, con cerca de un centenar de pacientes ingresados en planta y una veintena en unidades de cuidados intensivos.

Comentarios