miércoles 1/12/21

El número de aulas de Infantil y Primaria que se encuentran cerradas por coronavirus ha descendido a 10 este jueves, manteniéndose así la tendencia a la baja registrada en días anteriores, y una vez finalizada la cuarentena en una de ellas respecto a ayer. En los niveles de ESO, Bachillerato y Formación Profesional, se ha establecido una nueva cuarentena en el IES José Zapatero Domínguez de Castro Urdiales que afecta a un grupo de ocho alumnos, por lo que son seis las que están afectadas por alguna medida de este tipo, tras levantarse en otras dos aulas.

Según los datos facilitados por la Consejería de Educación, en el nivel de Infantil/Primaria ha finalizado la cuarentena en un aula del colegio Sagrados Corazones de Torrelavega. En cuanto a las 10 cerradas, la última el día 5, pertenecen a los colegios Calasanz de Santander; Juan de Herrera de Maliaño (Camargo), Valle de Reocín, en Reocín; Las Dunas de Liencres (Piélagos); Bajo Pas de Arce (Piélagos); Gloria Fuertes de Muriedas (Camargo); Gerardo Diego de Santa María de Cayón; Torreanaz, de Anaz (Medio Cudeyo); José Luis Hidalgo de Torrelavega; y Eugenio Perojo de Liérganes. Estas diez aulas suponen el 0,37% del total de las 2.654 que existen en la región en estos niveles educativos.

En cuanto a los niveles de ESO, Bachillerato y Formación Profesional, han finalizado las cuarentenas en un aula del colegio Las Esclavas de Santander y en otra del IES María Telo de Los Corrales de Buelna que afectaba a cuatro alumnos. Mientras, permanecen en cuarentena un grupo de convivencia estable del centro Apostolado del Sagrado Corazón de Jesús de Ceceñas (Medio Cudeyo) por el positivo de un alumno.

En la misma situación se encuentran dos grupos de cuatro y cinco alumnos del colegio Las Esclavas de Santander, por contacto estrecho con un positivo confirmado. También continúa cerrada un aula en el IES Alberto Pico de Santander por el positivo de un alumno y se mantienen en cuarentena preventiva dos alumnos de los Ángeles Custodios, también en la capital cántabra.

Comentarios