jueves 2/12/21

La Policía de Santander ha denunciado en las últimas horas a 32 personas por incumplir las medidas frente al COVID, la mayoría de ellas, 21, por no usar la mascarilla.

Además, los agentes identificaron a 11 viandantes que estaban de forma injustificada en la vía pública durante el toque de queda, entre las diez de la noche y las seis de la madrugada. Y en esa franja horaria, a las 23:20 horas en la calle Cuesta de la Atalaya y a las 05:35 horas en el Grupo los Pinares, los agentes denunciaron a requerimiento de vecinos a los responsables de sendas viviendas -una y tres, respectivamente- por causar molestias de ruidos, voces y cánticos en tono elevado.

Finalmente, en la tarde-noche del miércoles, los policías denunciaron en varios controles en diferentes calles de la ciudad a 15 personas por beber en la calle, y a nueve más por no depositar residuos en las papeleras.

Comentarios