jueves 13/5/21
TURISMO

Desde Suances hasta Barros disfrutando del Besaya

El recorrido en bicicleta de Suances a Barros permite disfrutar de los rincones más bellos de la Comarca del Besaya
El recorrido en bicicleta de Suances a Barros permite disfrutar de los rincones más bellos de la Comarca del Besaya

La zona central de Cantabria cuenta con la Vía Verde del Besaya. Un paseo maravilloso que atraviesa la costa y también se adentra en la montaña siguiendo a los ríos Besaya y Saja y también a la ría de San Martín de la Arena. En esta ruta se atraviesan 8 kilómetros de Vía Verde y 12 de carril bici-peatonal, haciendo un total de 20 kilómetros. Se trata de una senda perfecta no solo para completar en bicicleta, sino también andado o en patines, ya que es un itinerario muy llano. El único momento en el que se encuentra un pequeño repecho es en el parque de La Viesca. Se trata de un paseo asfaltado que cuenta con un pequeño tramo de tierra. Este paseo atraviesa las localidades de Suances, Santillana del Mar, Torrelavega, Cartes y Los Corrales de Buelna.

El paseo está cerca de acabar pero antes se llega hasta Las Caldas del Besaya y Barros

En Suances el punto de partida de la senda puede ser el parque paisajístico de La Ribera. Se trata de una zona perfecta para poder pasear y disfrutar con la familia al mismo tiempo que se enlaza con la playa de 'La Riberuca'. Al tratarse de un recorrido llano, que discurre junto a la Ría, se pueden disfrutar de unas vistas inmejorables. Además, hay numerosas áreas de descanso perfectas para recuperar fuerzas y admirar el paisaje.

Las dos pasarelas construidas sobre el agua permiten pasar por encima de la ría. Suances cuenta con un importante conjunto monumental que se debe disfrutar, al que acompaña otros espacios como el muelle de Hinojedo o el enclave natural del barrio de pescadores de Suances, es el lugar ideal para otear el horizonte, lugar desde donde los marineros llevaban el control del estado del mar y desde donde se divisa una magnífica panorámica de la desembocadura de la Ría y del Puerto. A sus pies se encuentran las playas de La Riberuca y la Ribera, siendo la primera partícipe de un enclave que aún mantiene su encanto natural. Estos miradores son punto obligado para entender el quehacer de los primeros pescadores que se hacían a la mar por la ría suancina. Desde Suances avanzamos a través del Muelle De Los Cantos. Ese lugar recogido en las márgenes de la desembocadura de la Ría San Martín, es un pequeño puerto de refugio para las embarcaciones de pescadores, su acceso es por el Barrio de La Cuba y, al estar alejado de las edificaciones y carreteras de llegada, mantiene una quietud evocadora.

Tan solo dos kilómetros después de haber tomado la salida se llega al Mirador de la Ría, con una vista sobre los humedales en la desembocadura del Río Saja. De ahí avanzamos al Barrio San Martín de Hinojedo y el Parque Cantabria Futura de Viveda hasta llegar al Barrio Riaño en Duález.  Santillana del Mar es otro de los municipios de Cantabria que bien merece una visita. Hablar de Santillana del Mar es hacerlo también de la Cueva de Altamira. Calificada como la "capilla sixtina" del arte rupestre, esta cueva contiene probablemente las pinturas prehistóricas más famosas del mundo. Pero aunque parte fundamental, Santillana del Mar es mucho más que la Cueva de Altamira. Ya en el siglo IX existía en la villa el Monasterio de Santa Juliana, que daría paso a la prestigiosa colegiata de Santa Juliana en el siglo XII, el primero y más importante de los exponentes del arte románico en Cantabria. En torno a la colegiata y su bello claustro, de finales del XII-principios del XIII, se desarrolló un núcleo de población que vivió épocas de gran esplendor económico, como evidencia la riqueza de las numerosas casonas y palacios que conforman esta villa. El recorrido llega entonces a Ganzo, el acceso a Torrelavega que marca el ecuador del mismo. En esta zona hay un espacio perfecto para poder hacer una parada y disfrutar de una agradable comida descansando. A través de la capital del Besaya se avanza hacia Torres y su iglesia hasta llegar al parque de La Viesca, un área de 79.460 hectáreas, que se extiende por Torrelavega y Cartes, como Área Natural de Especial Interés (ANEI). Está emplazado en la margen izquierda del Río Besaya y constituye un entorno seminatural con árboles diversos y una mezcla de ambientes asilvestrados. Se estima que hay más de 1.000 especies de árboles. En esta zona es donde se encuentra el principal repecho del recorrido y completa cerca de dos kilómetros y medio.

Senda de Suances a Barros

Después de abandonar la Viesca se continúa hasta Cartes, uno de los pueblos más bonitos de la región. Bien merece la pena hacer una parada para disfrutar de un pueblo medieval único. La Villa de Cartes es declarada Bien de Interés Cultural, Conjunto Histórico, en 1985 por conservar su disposición medieval originaria heredera del antiguo trazado del Camino Real. En la que se localizan construcciones que van desde el siglo XV al XVIII, y de entre las que destaca el Torreón, una casona fortificada situada en plena calle principal. Otra de sus principales señas de identidad es el puente de piedra del siglo XVIII, que facilitaba la comunicación del Camino Real salvando el paso por el río Besaya. Junto a Cartes, Riocorvo es otro de los pueblos que desde el año 1981 cuenta con un reconocimiento de Conjunto Histórico y hasta ahí avanza el paseo. Pequeña aldea estructurada  en torno a una calle del Camino Real, que enlazaba la Meseta con la costa cantábrica, a través de Reinosa. Las casas se han construido a ambos lados del camino, con preferencia en el lado Noroeste, para orientarse las fachadas hacia el mediodía y una pequeña plazoleta adjunta, en el mismo lado. Las casas son de piedra y la mayoría de ellas están blasonadas. Destacan las de los Alonso Caballero, la de los Púlpitos y la de los Velarde. El paseo está cerca de acabar pero antes se llega hasta Las Caldas del Besaya y Barros. Merecida visita es el Santuario de Nuestra Señora de Las Caldas. El Gobierno de Cantabria ampliará el Plan de Movilidad Ciclista (PMCC) con la incorporación de nuevos tramos a la red BICI.BES, que corresponde al área del Besaya.

Así se lo ha trasladado a los alcaldes de la zona el consejero de Obras Públicas, Ordenación del Territorio y Urbanismo, José Luis Gochicoa, durante una reunión de trabajo con los equipos redactores de los proyectos que se ha celebrado.

Concretamente, en ella se ha presentado el anteproyecto para unir la zona de la estación de Feve situada en Barreda con la red entre Los Corrales de Buelna y Suances, así como el estudio informativo para conexionar la comarca del Besaya con el valle del Pas.

Sobre este asunto, el consejero ha subrayado que se está trabajando para que los nuevos tramos puedan ser una realidad y dar continuidad a la política del Gobierno regional, que tiene como prioridad el fomento de la movilidad sostenible y la generación de itinerarios ciclables "importantes" en la región.

En la reunión se ha abordado, en primer lugar, el anteproyecto para la conexión de la zona de la estación de Feve de Barreda y la vía ciclable que existe entre Corrales de Buelna y Suances. Una actuación que se encuentra "más avanzada" y para la que el consejero ha fijado el horizonte para su licitación dentro de este año, con el objetivo de que en 2022 se puedan estar desarrollando las obras. Esta es una de las principales vías de movilidad prioritaria recogidas en el PMCC y actualmente esta conexión no cuenta con un trayecto peatonal o ciclable, siendo el objetivo dotar al tramo de un itinerario seguro para ciclistas y peatones que completaría no solo la red ciclista prevista, sino también el camino de Santiago del Norte en su tramo hacia Santillana del Mar.

Senda ciclable a su paso por Viveda

El trabajo estudia, en una primera fase, el trazado desde la vía ciclable Los Corrales-Suances hasta el aparcamiento de Solvay, analizando sus distintos tramos y sus condicionantes para, posteriormente, añadir una segunda fase que plantea el cruce por encima de las vías del ferrocarril mediante un puente y dos alternativas de trazado hasta la estación de Feve. Por otro lado, el otro recorrido permitirá unir Torrelavega con Villabáñez, atravesando además los municipios de Piélagos, Puente Viesgo y Castañeda de cara a mallar la comarca del Besaya con la vía verde del Pas utilizando el antiguo trazado de la carretera de Zurita.

REOCÍN

Con el objetivo de conectar el mayor número de núcleos posibles, en estos momentos se están llevando a cabo las obras en el tramo de carril bici entre el centro de Puente San Miguel y Torrelavega. Estos trabajos están siendo "muy bien recibidos" por parte de los vecinos para fomentar el transporte sostenible, especialmente en aquellos núcleos con mayor actividad económica y que ya se encuentran "próximos a finalizar", según ha apuntado el consejero de Obras Públicas, José Luis Gochicoa. En Reocín se puede llevar a cabo una ruta, con segmentos de carril bici, ideal para un paseo en familia. Partimos desde el parking que se sitúa junto al Río Saja tras cruzar el puente cercano a la estación. Desde ahí avanzamos a través del carril bici. Se continúa hasta el apeadero de Santa Isabel para ahí cruzar el puente y avanzar hasta el Parque del Camarao.

Comentarios