miércoles 26/1/22

Esta mañana se ha celebrado en el salón de actos del Colegio de Arquitectos de Cantabria el debate político y social 'Enfoque Horizonte 2030', en el que han participado destacadas figuras de la política y el deporte. El coordinador de Podemos en Cantabria, Luis del Piñal, ha dicho que estos encuentros, que ponen el foco en temas candentes de la sociedad, se harán por varios puntos de Cantabria cada dos meses para fortalecer el partido, ya que “todas las encuestas nos están dando que vamos a volver al Parlamento de Cantabria y que lo haremos con mucha fuerza y con posibilidades de ser decisivos en en gobierno de Cantabria y para ello necesitamos seguir fortaleciendo nuestra organización”.

Por otro lado, la exportavoz de Podemos en la Asamblea de Madrid, Isa Serra, ha destacado en la inauguración del acto que “aquí en Cantabria Podemos tiene la voluntad de volver al Parlamento y seguir empujando cambios y avances sociales como en el resto del Estado, sobre todo ahora que se han aprobado los Presupuestos Generales del Estado”.

Así, a las 11:00 horas daba comienzo la primera mesa temática, 'Horizonte feminista', que versó sobre la situación de las mujeres en España y el resto del mundo. Las intervinientes en este espacio de debate fueron la exportavoz de Podemos en el Congreso de Madrid, Isa Serra; la criminóloga especializada en género Giullia González; la ginecóloga y exconsejera del Gobierno de Cantabria Charo Quintana; y la secretaria de Feminismos de Podemos Cantabria, Argentina Cabarga.

Tras una breve introducción de Argentina Cabarga, en la que apuntó que iban a “hablar de la violencia que se ejerce contra las mujeres por el hecho de serlo”, tomó la palabra Charo Quintana para hablar de la violencia obstétrica, “de la que no se suele hablar”. Así, la ginecóloga puso el foco en esta violencia que consiste en las prácticas llevadas a cabo por los profesionales sanitarios a las mujeres a lo largo del embarazo, el parto y el puerperio, ya sea en la sanidad pública o privada, que por acción u omisión son recibidas como violentas. Una violencia que está “identificada por el Ministerio de Igualdad y ante la cual hay que blindar los derechos reproductivos de las mujeres”. Porque a pesar de que no es algo interpersonal, “no deja de ser violencia de género y está reconocida por la Organización Mundial de la Salud”.

Tras ella tomó la voz la criminóloga especializada en género Giullia González. En su turno de palabra quiso diferenciar entre la violencia de género como todo acto violento que sufre una mujer por el hecho de serlo y lo que la ley románica entiendo como violencia de género, que es la que se produce en una relación de pareja o expareja que el hombre ejerce la violencia y la mujer la sufre. Sobre esta última concepción de la violencia de género, la criminóloga apuntó la necesidad de denunciar siempre el maltrato, ya que muchas denuncias vienen por parte de la policía o del juzgado. Además, demasiadas denuncias no llegan a procesarse porque muchos de los hombres denunciados fueron absueltos.

“Hay que poner nombre a un tipo de violencia que existe y está en todo el mundo”

Además, todas las mujeres son potenciales víctimas de la violencia de género. “Hay que poner nombre a un tipo de violencia que existe y está en todo el mundo”. Ya que “hay un motivo sistémico y estructural por la educación que recibimos y el hombre recibe información por la que se siente en posición de poder sobre las mujeres”.

Por último, González apuntó a algo que genera muchas quejas, la vulneración de la presunción de inocencia, a lo que la criminóloga especializada en género apostillaba que “tampoco se vulnera esta presunción, porque si se entiende que hay indicios de delito te van a detener, no lo hacen por ser un hombre sino porque has cometido una infracción legal”.

Por último, Isa Serra recogía parte de las intervenciones de sus compañeras, resaltando que durante la pandemia: “las mujeres no han parado”. “Lo que lleva diciendo el feminismo mucho tiempo es que el conjunto del mantenimiento de las vidas de todas las personas por parte de las mujeres no está siendo responsabilidad de todos y de todas”.

Además, Serra quiso sacar a colación la crisis climática, ante la cual “las que más la sufren son las mujeres en situación de pobreza”. También puso de relieve que esta crisis “la generan las grandes empresas, que son responsables del 70% de las emisiones contaminantes del todo el mundo”.

Por último destacó que “gracias al Ministerio de Igualdad estamos siendo capaces de transformar esta en una nueva generación de derechos feministas. Uno de estos avances fundamentales es la ley de libertades sexuales, que se generó tras la sentencia de la manada. Cuando las mujeres pusieron la voluntad de acabar con los abusos sexuales”.

LAS MARIPOSAS

Las hermanas Mirabal fueron las tres mujeres que protagonizaron la triste historia que a día de hoy da lugar a que el 25N sea el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. El 25 de noviembre de 1960 estas hermanas fueron asesinadas en la República Dominicana.

Patria, Minerva y María Teresa Mirabal eran las cabezas visibles del principal movimiento opositor a Trujillo durante toda su dictadura, quien tenía subyugado al país y que acabó ordenando el brutal asesinato de ‘Las mariposas’.

Un 25 de noviembre las tres hermanas volvían de la cárcel de Puerto Plata, donde estaban presos sus maridos. Cuando regresaban de prisión su coche fue parado por los secuaces del dictador Rafael Leónidas Trujillo. Al conductor del vehículo lo mataron en el momento y las hermanas Mirabal fueron secuestradas y asesinadas a golpes. Desde entonces cada 25 de noviembre millones de mujeres alzan la voz para frenar la violencia machista, para exigir los mismos derechos que los hombres y alcanzar la igualdad.

Comentarios