domingo 5/12/21
POLÍTICA

La cúpula nacional valora como “última opción” que la gestora dirija Podemos

La dirección nacional considera que es posible encontrar una solución a la crisis, y trabaja para lograr un acuerdo entre oficialistas y críticos.

Casi el 90% de los votantes de Podemos quiere un gobierno con el PSOE en el que no esté C's
La cúpula de Podemos quiere que se solucione el conflicto interno en Cantabria sin llegar a utilizar una gestora

La dirección nacional de Podemos es partidaria de mediar para buscar una solución al conflicto surgido en el seno del partido en Cantabria, y trabaja en este sentido con la idea y objetivo de consolidar el Consejo Ciudadano regional -dividido en oficialistas y críticos- para que funcione este órgano. De este modo, la posibilidad de que una gestora se haga cargo de la formación sería "la última opción".

Así lo han apuntado fuentes de la cúpula de Podemos, donde son partidarios de buscar una salida "política" al problema y tratar de que las posturas "no se enquisten en lo personal".

En este sentido, creen que encontrar una dirección de consenso es "perfectamente" viable y, por tanto, ven "posible" solucionar la crisis generada en Podemos Cantabria, pese a que -como han admitido- "cuando estas metido en estos líos, cuesta ver la luz".

Las citadas fuentes se han manifestado así a propósito de la reunión que altos cargos del partido, cercanos a Pablo Iglesias, habrían mantenido en la región con las dos partes enfrentadas, para mediar entre ambas.

Un encuentro que sí admiten desde Madrid, pero que tanto el sector oficialista, -encabezado por el secretario general de Cantabria, José Ramón Blanco, y del que forman parte el consejero estatal Marcos Martínez o la diputada nacional Rosana Alonso- como el crítico, -liderado por los diputados autonómicos Verónica Ordóñez y Alberto Bolado y que cuenta con mayoría en la dirección-, "ni confirmamos ni desmentimos".

Así, unos y otros declinan hablar al respecto y se decantan por el silencio. "Nos han pedido prudencia en la solución del conflicto", se han limitado a admitir desde el sector crítico. "No vamos a hacer declaraciones", zanjan los oficialistas.

Abiertos al diálogo con matices

Los dos sectores están abiertos "al diálogo", pero con matices. Así, en el equipo de Blanco -que no superó la moción de confianza a la que fue sometido hace quince días- están dispuestos a "echar un vistazo" a posibles soluciones, "vengan de donde vengan", mientras que en el entorno de Ordóñez y Bolado -que descartaron "totalmente" el "chantaje" de los oficialistas de dimitir toda la dirección en bloque- avisan que no van a pasar las "líneas" fijadas.

Desde la dirección nacional de Podemos achacan lo ocurrido en Cantabria -y otras comunidades autónomas- a la "juventud" de una organización política que "se ha construido en dos años y de la nada", en la que la gente "no se conoce" y, entonces, "se producen costuras y rupturas".

De todas formas, en la cúpula creen que la crisis del partido en la región "no empaña" los resultados logrados en las pasadas elecciones generales del 20 de diciembre, en las que el partido autonómico logró un escaño en el Congreso.

"Podemos, en Cantabria, ha venido para quedarse", aseguran.

La cúpula nacional valora como “última opción” que la gestora dirija Podemos
Comentarios