jueves. 09.02.2023

Comisiones Obreras de Cantabria ha valorado los datos de siniestralidad del mes de octubre de la comunidad, publicados por el Instituto Cántabro de Seguridad y Salud en el Trabajo (ICASST), y ha lamentado que "los datos de siniestralidad no dejan de aumentar mes a mes".
 
Así lo ha señalado Laura Lombilla, secretaria de Salud Laboral de CCOO de Cantabria, que ha denunciado que "este crecimiento de los accidentes supone uno de los peores indicadores de nuestro mercado de trabajo, con once personas trabajadoras fallecidas hasta el mes actual, unas cifras totalmente inasumibles que deben hacernos reflexionar sobre lo que está pasando en las empresas".

El ascenso de la siniestralidad sigue en una "escalada imparable" y así lo muestran las cifras, que revelan que, durante el mes de octubre, se han producido 42 accidentes más que en el mismo mes del año anterior. En octubre de este año se han producido 598 accidentes de trabajo con baja, frente a los 556 de octubre 2021 -una variación anual del 7,55%-. En lo que va de año se han producido 8.461 accidentes de trabajo con baja, "una cifra muy alarmante que nos preocupa aún más si la comparamos con el número de accidentes que se produjeron en el mismo periodo de 2021, porque el incremento ha sido de un 57,09% con 3.075 accidentes más", ha detallado Lombilla. 
 
En este sentido, Lombilla ha apuntado que "es cierto que las bajas por Covid tienen una influencia importante en el incremento de los accidentes, ya que hasta el 11 de noviembre de 2021 hubo 193 bajas frente a las 3.005 actuales, pero no podemos obviar que la siniestralidad sigue aumentando en la evolución mensual". "Todo ello, no hace más que reafirmar la importancia del cumplimiento de la Ley de Prevención, de que las empresas inviertan en prevención, que se revisen los planes de prevención y que las personas trabajadoras reciban la formación necesaria para desempeñar su trabajo con seguridad", ha reivindicado la secretaria de Salud Laboral de CCOO de Cantabria.

Lombilla ha denunciado que "tenemos que reflexionar sobre lo que está pasando en las empresas, no podemos mirar para otro lado mientras los accidentes se incrementan todos los meses". Así, ha advertido que "los datos nos hacen plantearnos, una vez más, que la gestión de la prevención en las empresas está resultando en muchos casos escasa e ineficaz y vamos a exigir responsabilidades porque los accidentes de trabajo son una lacra y las empresas deben poner todos sus esfuerzos en reducir la siniestralidad, cuestión que están dejando en un segundo plano".

En el análisis de los datos de los accidentes producidos por actividad económica, los sectores de mayor accidentabilidad continúan siendo la sanidad y los servicios sociales, con 115 bajas producidas por el contacto estrecho de personal sanitario y de servicios sociales con personas usuarias contagiadas por Covid 19. Al sector sanitario le siguen, por orden, la industria manufacturera, la construcción y el comercio y la reparación de vehículos.
 
Para Lombilla, "es el momento de que todos los agentes implicados tomen medidas para atajar el deterioro de la prevención de riesgos laborales, tanto desde las empresas como desde la administración, con la creación de la figura del delegado territorial de prevención, impulsando políticas activas de salud laboral e incrementando la dotación y las actuaciones de la Inspección de Trabajo en materia de seguridad y salud en los centros de trabajo, para revertir la situación y que se reduzcan los accidentes de trabajo".

Comentarios