sábado 19/6/21
SANIDAD

El Sindicato Médico denuncia el incumplimiento del acuerdo del fin de la huelga de pediatría y amenaza a la Consejería con protestas

Los médicos denuncian la situación que viven
Médico

El Sindicato Médico ha denunciado que la Consejería de Sanidad del Gobierno de Cantabria ha "incumplido prácticamente todos los puntos" del acuerdo de salida de huelga de pediatría suscrito en noviembre y le ha dado de plazo hasta "principios de mayo" para que rectifique bajo la advertencia de que, si no, habrá "movilizaciones" hasta que "no cumpla la última coma" de lo comprometido. Así lo han advertido este martes, en rueda de prensa, integrantes del Sindicato Médico, que han anunciado que están "valorando muy seriamente" la posibilidad de querellarse contra la Consejería, de la que es titular la socialista María Luisa Real, por "obstruir la libertad sindical" y su labor de defender a los médicos.

Según ha explicado el vicepresidente del Sindicato Médico, Santiago Raba, se están incumpliendo los puntos pactados en diversos ámbitos: normativos, sobre horario de trabajo o pago por autocobertura, entre otros. De hecho, esta organización cree que la Consejería ya firmó el acuerdo "con la clara intención de no cumplirlo" para "ganar tiempo e ir agotando la legislatura". Así, por ejemplo, el Sindicato Médico ha denunciado que no se está respetando el acuerdo alcanzado para que el día semanal de prolongación de jornada que tiene que cumplir cada pediatra –en el que debe trabajar hasta las 17:30 horas– fuera fijo. Incluso, ha alertado de "represalias" hacia algunos profesionales "díscolos" de Castro Urdiales que se negaron a continuar con el día "rotatorio" tal y como, según el Sindicato Médico, se les planteó desde la Gerencia de Atención Primaria.

Cree "que ningún pediatra ha cobrado correctamente lo que se le adeuda"

En lo económico, también han señalado que no se está cumpliendo lo pactado sobre el pago de la autocobertura. Según el Sindicato Médico, se acordó que desde el 1 de diciembre, por cada médico no sustituido, el acuerdo contemplaba el pago de 80 euros por profesional ausente y día a repartir entre los compañeros que tuvieran que asumir su trabajo pero, sin embargo, cree "que ningún pediatra ha cobrado correctamente lo que se le adeuda". Esta organización sindical ha relatado que algunos profesionales que no han cobrado lo correspondiente al mes de diciembre, otros lo de enero, otros nada y otros han percibido las cuantías de ambos meses pero menos de lo adeudado. Además, ha señalado que lo firmado en la parte económica del acuerdo "tenía que hacerse extensible a los médicos de familia por encontrarse en las mismas circunstancias" pero, según ha asegurado, no está siendo así. En este sentido, ha apuntado que sólo se les empieza a pagar esta autocobertura desde el mes de enero, y no desde diciembre, y solo a partir del tercer médico ausente en el centro de salud, pero no por los dos primeros, con el argumento de que no hay recursos económicos suficientes.

También ha denunciado que se prometió por parte de la Consejería retener a médicos residentes que fueran terminando con contratos anuales, algo que, a su juicio, tampoco está respetando la Consejería. Según la versión de este sindicato, el mes pasado el gerente de Atención Primaria comunicó a los 28 médicos residentes de familia que terminan este año que sólo podría contratar a la mitad y sin garantizarles contratos anuales por falta de recursos. Esto hará, según el Sindicato Médico, que estos profesionales, sobre todo los extracomunitarios, que se marchen a otras comunidades. Así, afirma que, de los 28 residentes que acaban este año, van a quedar entre 3 y 5, que son menos de lso que se están jubilando. "Vamos perdiendo médicos cada año", han denunciado. En esta línea, ha criticado que "cada año van a peor" y ha alertado de que los efectos de esta situación se van a notar, sobre todo, en Semana Santa y, fundamentalmente, en época estival. "El verano que viene va a ser peor que el de 2017", ha alertado el Sindicato.

Cuestionado por los periodistas sobre la petición realizada por otro sindicato, CSIF de que dimita en bloque todo el equipo de la Gerencia de Atención Primaria, este Sindicato Médico no se ha mostrado de acuerdo ya que, a su juicio, "el problema" no está ahí sino que "viene de más arriba" y señala a la propia consejera, al gerente del Servicio Cántabro de Salud, Julián Pérez Gil, y al responsable de Recursos Humanos. A Real, el Sindicato Médicoo le acusa de estar "dejando morir" la Atención Primaria –de la que ella también es profesional– y de adoptar medidas "electoralistas" y "no técnicas". Además, el Sindicato le reprocha su "nula capacidad de diálogo" y le ha acusado de "mentir consciente y premeditadamente" a los ciudadanos y a los médicos de pediatría, poniendo como "excusa" la falta de médicos cuando, según dice, lo que hay es "falta de recursos" económicos del departamento o de "voluntad" para dedicarlos.

"Revilla es consciente de lo que tiene en casa"

El Sindicato Médico ya ha trasladado, en una reunión, con el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla (PRC), la situación de los pediatras y, en general, de la Atención Primaria y exponerle también sus problemas con la consejera de Sanidad y la negativa de ésta a reunirse con el sindicato. De hecho, ha denunciado que solo se han reunido con Real en tres ocasiones en toda la legislatura, solo una más que con el propio Revilla. "A estas alturas, con la consejera anterior (María José Sáenz de Buruaga, del PP) nos habíamos reunido ya unas 30 veces", ha dicho. Ante esta situación, los representantes del Sindicato han señalado que el presidente se ha comprometido a ejercer de "mediador" para que la consejera les reciba. Según el Sindicato Médico, a la vista de la reunión, "el presidente es consciente de lo que tiene en casa".