sábado 4/12/21
MEDIO AMBIENTE

Ecologistas se opone a la recuperación del molino de Bolado por los impactos que la obra podría causar

La organización considera que la creación de un mirador y la mejora de los accesos podrían dañar un lugar “particularmente frágil”.

Arca se niega a las actuaciones en el entorno del molino del Bolao
Ecologistas en Acción solicita que no se actúe sobre el Molino Bolao en Alfoz de Lloredo

Ecologistas en Acción ha manifestado su oposición a la obra de recuperación del molino de Bolado y su entorno de la costa, entre Toñanes y Cóbreces, en el municipio de Alfoz de Lloredo, por los impactos que podrían causar la actuación prevista en un lugar que es "particularmente frágil".

Ecologistas ha hecho estas consideraciones ante el período de información pública sobre inversiones y labores para "recuperar" el molino de Bolao y su entorno mediante la creación de un mirador y "mejora" de los accesos con un presupuesto de casi 400.000 euros.

En un comunicado, la organización explica que se oponen a la obra por la fragilidad del lugar y por tratarse de una "singular" cuenca visual, "muy expuesta" a impactos irreversibles sobre el paisaje y la línea de contacto de la franja marítimo-terrestre en un singular escenario donde la presencia humana ha sido respetuosa por su limitada presión, el escaso número de visitas, y su obligado acceso peatonal sin necesidad de hacer aparcamientos o facilitar el tráfico rodado.

Además, considera que la ruina en sí misma constituye "un atractivo más" siguiendo los criterios aplicados en "muchos otros" testimonios etnográficos e histórico-artísticos, que necesitan, en todo caso, labores básicas de consolidación, eliminación de materiales o diseños ajenos a sus características originales, y reforzamiento de la seguridad en el tránsito de personas, sin tener que realizar la "cuantiosa inversión" que se pretende, ni "artificializar" con un planteamiento estandarizado y de inspiración urbana el conjunto afectado.

La actuación que se pretende está "en abierta contradicción" con los criterios establecidos por la propia Demarcación de Costas

A ello se suma, según Ecologistas, que el acceso peatonal "está garantizado" teniendo en cuenta que, aprovechando la oportunidad, debería introducirse la exigencia, además, de prohibir la llegada de vehículos a motor de cualquier naturaleza.

También incide en el hecho de que el edificio afectado está declarado como protegido específicamente por las NN.SS. de Alfoz de Lloredo de 1983, y cualquier intervención sobre el lugar debería incorporar estudios específicos sobre la integración en el paisaje, la dinámica litoral o las exploraciones arqueológicas.

Opina igualmente que la actuación que se pretende está "en abierta contradicción" con los criterios establecidos por la propia Demarcación de Costas en la Instrucción para el Tratamiento del Borde Costero, según la cual los senderos e itinerarios naturales se materializarán mediante la realización de la mínima obra necesaria para asegurar su función de permitir el tránsito público peatonal, por lo que "se deberán evitar o minimizar las excavaciones y desmontes, los rellenos, los muros y las cimentaciones".

Por último, para Ecologistas "la belleza y singularidad" de los escenarios en que se inserta el Molino de Bolao es susceptible de declaración prioritaria de Paisaje Protegido, según contempla la Ley de Conservación de la Naturaleza de Cantabria sin perjuicio de establecer las medidas cautelares del futuro desarrollo y aplicación de la Ley del Paisaje de Cantabria.

Opinión de los vecinos

Precisamente este martes el Ayuntamiento de Alfoz de Lloredo ha anunciado que pedirá la opinión de los vecinos del municipio para mejorar el proyecto que el Ministerio de Fomento elaboró en el año 2008 referente al molino del Bolao, teniendo como objetivos "preservar la zona para las generaciones futuras y mejorar la seguridad produciendo el mínimo impacto ambiental".

Así lo ha señalado el alcalde, Enrique Bretones, en un comunicado en el que ha explicado que con las aportaciones de los vecinos se realizará un informe de alegaciones y sugerencias donde se hará constar aquello que se puede mejorar del citado proyecto.

Aunque el jueves termina la fase de exposición pública, el alcalde considera que "siendo un tema tan importante y tan sensible es oportuno abrir un periodo de sugerencias para que todos los vecinos que quieran puedan expresar los cambios y modificaciones que se deberán realizar en el proyecto para mejorarlo".

Entre los cambios que experimentaría la zona con este proyecto, destaca el de la titularidad de los terrenos, ya que ahora son privados y pasarán a ser públicos

Estas sugerencias podrán registrarse en el Ayuntamiento durante todo el mes de mayo y con ellas el Consistorio realizará el informe para en la primera quincena de junio, presentarlo ante los vecinos y en la misma reunión el jefe de la demarcación de Costas explicará detalladamente en qué consistirán los trabajos.

Entre los cambios que experimentaría la zona con este proyecto, destaca el de la titularidad de los terrenos, ya que ahora son privados y pasarán a ser públicos, "de forma que el día de mañana puedan ser utilizados por todos, y sobre todo, que ahora se dote de seguridad, teniendo en cuenta que el molino tiene una caída libre de cinco metros".

Además, el alcalde ha recalcado la intención de "que se minimice el impacto" y ha subrayado que "lo que se busca es que el molino quede como era originalmente". "Para ello, se van a eliminar los bloques que se hicieron 'a posteriori'".

Al respecto del periodo de sugerencias, Bretones pide "que todos vengan a ver el proyecto" porque opina que "es bueno que todos estén informados". Con la premisa de que "el proyecto es mejorable", el alcalde ha dejado claro que "no hacer nada en Bolao es lo peor que puede pasar", aludiendo de nuevo a que "se trata de un edificio privado, tiene riesgos de seguridad y no está garantizado que las generaciones futuras puedan disfrutar de ese entorno".

Comentarios