lunes 6/12/21
EDUCACIÓN

Cantabria reducirá horas lectivas del profesorado para tener menos repetidores

Se reducirá progresivamente de 20 a 18 horas lectivas la jornada de los profesores para mejorar las tasas en ESO y Bachillerato.

Los directores de institutos se oponen a abrir en lo que queda de curso
Cantabria quiere tener menos estudiantes que repiten curso

La Consejería de Educación del Gobierno de Cantabria se ha propuesto reducir progresivamente de 20 a 18 las horas lectivas del profesorado para conseguir mejorar la tasa de repetición de alumnos, que a día de hoy se encuentra por debajo de la media nacional, tanto en la ESO como en Bachillerato.

Así lo ha señalado en declaraciones a los medios de comunicación el consejero de Educación, Ramón Ruiz, al ser preguntado por el informe del Ministerio de Educación sobre el Estado del Sistema Educativo en 2015, que atribuye a Cantabria una tasa de repetición del 9% en Secundaria Obligatoria (ESO) y del 11,9% en Bachiller, frente a un 10,8% y un 14,1%, respectivamente, a nivel nacional.

Según ha explicado, este año se van a reducir las horas lectivas de 20 a 19, "y el año que viene lo vamos a poner en 18 para que pueda haber una mayor atención individualizada a los alumnos cuando presenten momentos de dificultad".

El consejero ha afirmado que "aunque los resultados nos colocan por encima de la media del Estado, no estamos satisfechos con la tasa de repetición". A su juicio, la repetición es "un fracaso de todo el sistema educativo", y además de ser "económicamente muy gravosa, a veces no resulta beneficiosa para el alumno".

Por ello, el Gobierno de Cantabria quiere reducir "año a año" la tasa de repetición. "Estamos en contra de la repetición e intentando poner los recursos para atender al alumnado en el mismo momento en que se produce un fallo o un problema en su aprendizaje", ha explicado Ruiz tras participar en el Pleno del Consejo de Formación Profesional.

Nuevos títulos de FP

Por otro lado, Ruiz ha presentado al Pleno del Consejo de Formación Profesional los nuevos ciclos formativos que se han puesto en marcha este curso, y ha expresado la voluntad de la Consejería de lograr un consenso en la aprobación de los nuevos títulos de FP para el curso que viene, del que ahora comienza su planificación.

Según ha dicho el consejero y vicepresidente del consejo, en Cantabria hay 9.060 alumnos que cursan FP. Otros aspectos sobre los que ha informado Ruiz han sido el programa Erasmus + de prácticas en empresas europeas, la nueva convocatoria de estancias formativas del profesorado y la elaboración del III Plan de Formación Profesional para el período 2017-2019.

En el pleno se ha informado también sobre los trabajos que vienen realizando la Dirección General de FP y la Universidad de Cantabria para el reconocimiento de créditos entre ciclos de FP de Grado Superior y títulos de Grado de la Universidad.

Se han creado ocho grupos de trabajo que cuentan con profesores de ambos niveles. También se ampliarán los grupos de trabajo sobre Formación Profesional Dual y la formación para el empleo, según informa el Gobierno regional en nota de prensa.

Por otra parte, se ha anunciado que se va a revisar el reglamento de organización y régimen de funcionamiento del Consejo de Formación Profesional, órgano consultivo de asesoramiento y de participación institucional y social en materia de FP.

Formación Profesional para el Empleo

El Pleno de este órgano ha estado presidido por el consejero de Economía, Hacienda y Empleo, Juan José Sota, que ha dado cuenta de las actividades llevadas a cabo en materia de empleo por el nuevo Gobierno de Cantabria. El consejero ha dicho que se han rescatado ocho millones de euros para desarrollar acciones de Formación Profesional para el Empleo, que "estaban a punto de desaprovecharse al no haber publicado el anterior gobierno convocatoria alguna".

Sota ha reiterado que la publicación con carácter de urgencia de las convocatorias pendientes, ha permitido conceder subvenciones por casi 20 millones de euros a 77 centros de formación inscritos en el Servicio Cántabro de Empleo, de los cuales 4.8 millones van destinados a financiar acciones de formación para desempleados en Torrelavega y la comarca del Besaya, declarada por el Gobierno como zona de atención preferente.

Certificados de profesionalidad

Sota ha hecho hincapié en las necesidades formativas de 24.433 personas sin empleo en Cantabria que certifican una cualificación equivalente a Educación Secundaria Obligatoria, y otras 7.105 con Estudios Primarios.

"Tenemos un gran trabajo por hacer para recualificar a estos trabajadores, muchos de ellos parados de larga duración", ha dicho. De ahí que las 470 acciones formativas aprobadas, 167 más que el ejercicio anterior, den prioridad a la obtención de certificados de profesionalidad por 7.050 desempleados.

La mayoría de estas acciones van dirigidas a los sectores más innovadores relacionados con los ejes estratégicos del Gobierno de Cantabria (410), mientras que otras 72 pretenden dotar de competencias en lengua castellana, matemáticas e idiomas a personas que carecen de esta titulación. El número de cursos programados son 245 en Santander, 120 en Torrelavega, 47 en Maliaño, 26 en Colindres, 12 en San Vicente, 11 en Reinosa y 9 en Castro Urdiales.

En lo que se refiere a formación de ocupados, se han concedido subvenciones a entidades de formación para llevar a cabo 96 planes de formación por importe de 3.194.530 euros.

A la reunión han asistido también la directora general de FP, Luisa Carpio, y los veinte consejeros en representación de las dos Consejerías mencionadas, organizaciones sindicales y empresariales, además de representantes de las entidades locales.

Comentarios