domingo 18/4/21
TURISMO

Una senda para unir todo el Arco de la Bahía

Vía que une Santander con Camargo
Vía que une Santander con Camargo

Cantabria ha dado un paso más a la hora de conectar el Arco de la Bahía. De esta forma se busca conseguir la conexión ciclista y peatonal de los municipios del Arco de la Bahía, en concreto de Santander, Camargo, Astillero, Marina de Cudeyo y Villaescusa y poder satisfacer las necesidades de movilidad cotidiana con modos más sostenibles. 

Hay que pensar que este territorio cuenta con una población aproximada de 235.000 habitantes y que en el año 2012 existían flujos de hasta 82.000 vehículos, habiendo alcanzado los 100.000 en años anteriores. Se espera que puedan conectar la capital santanderina, a la altura del Parque Científico y Tecnológico (PCTCAN) con Santa Cruz de Bezana, Camargo, Astillero, Marina de Cudeyo y Villaescusa. La senda de uso compartido para peatones y ciclistas que enlaza Santander con Camargo, de 600 metros de longitud y que discurre entre la pasarela sobre la autovía A-67 y la Casa de la Naturaleza de las marismas de Alday, ha sido inaugurada recientemente. Ha supuesto una inversión de la Consejería de Obras Públicas cercana a los 300.000 euros y posibilita la conexión entre Maliaño y el centro de Santander con un tiempo aproximado de 15 minutos. La solución, que se ha ejecutado en varios tramos, ha permitido que el trazado actual conecte la pasarela peatonal sobre la autovía A-67, que da continuidad al carril bici proveniente de Santander, con el que discurre por Camargo, tanto con el tramo que va por el entorno del aeropuerto de Parayas y el Polígono de Raos, como con el nuevo trazado que parte de la Casa de la Naturaleza de las Marismas de Alday.

El proyecto ha consistido en la ejecución de un itinerario de unos 600 metros de longitud para su uso compartido por peatones y ciclistas, con 3,2 metros de anchura media y puntos de luz con tecnología led a lo largo el recorrido, así como la señalización de la senda y la restauración e integración paisajística del entorno, insertado en un enclave de especial valor medioambiental.

Nos acercamos por el carril bici hasta Nueva Montaña para disfrutar de la nueva conexión creada hasta la Casa de la Naturaleza de Camargo

De esta forma todo aquel que lo desee podrá disfrutar de la capital santanderina y utilizarla como punto de partida para llevar a cabo una ruta que le descubrirá grandes tesoros de Cantabria. Desde el centro de la ciudad se puede acudir a la zona comercial para comenzar con el paseo y aprovechar esta nueva conexión en Camargo. Santander es una ciudad ideal para conocer andando. El centro de la ciudad se puede recorrer paseando, ya que las distancias son relativamente cortas. Además, Santander dispone de funicular, rampas y escaleras mecánicas que facilitan los desplazamientos por las calles más empinadas. Si prefieres conocer la ciudad en bicicleta, Santander ofrece un servicio de bicicletas con las que poder recorrer la ciudad. Para utilizar este servicio de forma temporal es necesario tener una tarjeta de crédito o débito. Existen abonos diarios, semanales y anuales, amoldándose a tus necesidades. De esta forma se pueden visitar sitios tan icónicos como la Península de la Magdalena o el Paseo Pereda. Situado en lo más alto de La Magdalena, se encuentra la antigua residencia de verano de los reyes Alfonso XIII y Victoria Eugenia. Actualmente acoge los cursos de verano de la UIMP, así como eventos de diversa índole durante todo el año. Volviendo a la ruta que nos ocupa, nos acercamos por el carril bici hasta Nueva Montaña para disfrutar de la nueva conexión creada hasta la Casa de la Naturaleza de Camargo. Humedal litoral, vestigio de lo que un día fue una gran marisma, hoy, área influenciada por el hombre, a pesar de lo cual, en sus 75 hectáreas de lagunas y praderías conviven junto con otros animales, gran diversidad de especies de aves, tanto migratorias como residentes, es decir, tiene un gran interés ornitológico y ambiental. Constituye una llanura intermareal en la que, en otro tiempo, se mezclaban de forma natural las aguas de la Rías de Raos y el Canal de Alday con las del Mar Cantábrico, ahora regulado por exclusas. Las especies vegetales más habituales son los juncos, carrizos y espadañas. En los bordes de sus senderos se encuentran especies vegetales típicas de zonas húmedas, o bosques de ribera como avellanos, sauces, abedules o fresnos. Su mayor riqueza faunística aparece a comienzos del otoño e invierno, periodo en el que es fácil observar gran cantidad de especies migratorias. Desde aquí continuamos con el carril bici que une la localidad camarguesa con Astillero. 

Gracias a estos nuevos trabajos somos capaces de enlazar con el trazado que discurre con Camargo. A partir de aquí podemos seguir por el carril bici que transcurre junto a las vías para subir al puente de Maliaño y a través del Parque de Cros. Por otro lado, desde la pasarela también se puede ir por un tramo de carril bici en el Polígono de Raos, que conecta con el carril bici municipal que rodea el aeropuerto de Parayas hacia Punta Parayas. Es una área recreativa de gran envergadura, situada en la zona interior de la Bahía de Santander. Consta de una playa artificial de 32 metros de ancho con amplios escalones  hacia el mar y cubierta de material antideslizante que facilita el baño y el descanso, un par de duchas, una fuente, además de un prado aledaño en el que poder disfrutar del sol y las vistas. En verano dispone de servicio de socorrista. Se continúa por la costa a través de las marismas blancas. Este importante entorno natural ha sido objeto desde 1998 de diversas medidas de recuperación y protección medioambiental, ya que distintos procesos industriales y urbanos habían deteriorado sus condiciones ambientales y paisajísticas.

Partimos de la misma entrada a El Astillero una vez cruzada la Ría de Solía por el Puente de San Salvador. El paseo comienza detrás de las instalaciones del Centro Comercial Los Puertos y sigue paralelo a la Ría de Solía por camino de piedrilla. A kilómetro y medio se cruza con una pista asfaltada que tomaremos a nuestra izquierda para cruzar la Ría por un puente de hierro utilizado por el antiguo ferrocarril. En este punto, habremos accedido al municipio de Villaescusa. El camino discurre entre verdes campas y arbolado, con algunos vestigios industriales perfectamente empastados hoy con la naturaleza. A unos 3 km, en el barrio de Liaño, debemos cruzar la carretera que va a Sarón (CA 142), retomando de nuevo el camino de la antigua vía de tren que al poco tiempo nos sitúa en la que fue la estación de La Concha, edificio hoy perfectamente conservado y que aporta una especial singularidad. El trayecto sin ningún tipo de posibilidad de error nos lleva hasta la misma entrada que en Obregón existe al Parque de la Naturaleza de Cabárceno, para lo cual llevamos recorridos unos 8 kilómetros desde la localidad astillerense. Si queremos alargar más nuestro paseo podemos seguir desde Obregón hasta Sarón, por el nuevo tramo habilitado recientemente para así continuar por la vía verde hacia las localidades de La Penilla, La Cueva y Pomaluengo y finalmente Ontaneda

Astillero

SANTA CRUZ DE BEZANA

Además del proyecto que unirá Bezana con el PCTCAN de Santander, el Ayuntamiento del municipio tiene un proyecto de creación de "una completa y funcional" red de carriles bici o ciclo vías para conectar todas las localidades del municipio, a través de distintos tramos como los de Bezana-Sancibrián, Bezana-Prezanes, Prezanes-Sancibrián, Bezana-Mompía, Mompía-Mortera, Alto de San Mateo-Azoños y Azoños-Maoño.

Actualmente, el centro de Bezana ofrece prioridad de circulación al ciclista y las principales vías dentro del casco urbano de la localidad tienen la velocidad limitada a 30 kilómetros por hora. Por su parte, el proyecto de unión con la capital, está previsto que se ejecute el próximo año y cuenta con un eje principal de casi 3 kilómetros de longitud que discurrirá desde el PCTCAN, cruzando por el puente atirantado, hasta llegar al núcleo urbano de Bezana. También contará con un eje secundario, de poco más de un kilómetro, que permitirá conectar con la zona de Sancibrián.

Bezana

NUEVOS RETOS EN MEDIO CUDEYO

Para aquellos que buscan nuevos retos y son amantes del ciclismo, una prueba interesante en esta zona es el acceso a Peña Cabarga, una de las más exigentes de las que se pueden realizar en todo Cantabria. En Medio Cudeyo, LaVuelta a España ha considerado la subida al Pico Llen como de Categoría Especial, con un inicio de tres kilómetros con un desnivel medio del 10% antes de las rampas que llevan en solo un kilómetro al 22% de desnivel. En la página web del Ayuntamiento de Medio Cudeyo se pueden consultar varios itinerarios que recorren el macizo de Peña Cabarga y permiten disfrutar en su máximo esplendor del mountain bike.
 

Comentarios