viernes. 27.01.2023

La Policía Local de Santander ha detenido a dos hombres por supuestos delitos contra la salud pública, al incautarles hachís, éxtasis y otras drogas en dos intervenciones consecutivas llevadas a cabo frente a un establecimiento hostelero y dentro del propio local. La primera intervención se produjo este miércoles sobre las 20:20 horas, cuando agentes de la Policía observaron en la calle Augusto González Linares, frente a un establecimiento hostelero, un turismo estacionado sobre un paso peatones.

Al acercarse al vehículo, vieron a un hombre saliendo del establecimiento "de forma atropellada" para subirse al coche, por lo que los policías le solicitaron la documentación por haber aparcado en una zona prohibida y observaron que se mostraba "muy nervioso", a la vez que notaron un "intenso" olor a hachís. Por ello, los agentes le cachearon y registraron su vehículo, incautando cinco piezas de hachís, con un peso de unos 420 gramos, por lo que procedieron a la detención del implicado, de 34 años, ha informado la Policía Local en un comunicado.

A continuación, y como consecuencia de esta actuación, se produjo la segunda intervención, después de que el detenido manifestara que dentro del establecimiento hostelero frente al que había sido localizado estaba su cazadora, por lo que los policías entraron al local y preguntaron a su responsable por el lugar donde estaba dicha prenda.

Ante la actitud "muy nerviosa" que presentaba este último, procedieron a registrar el establecimiento, encontrando en los cajones de dentro de la barra, 65 pastillas de éxtasis, un trozo de hachís, un envoltorio con cocaína, una bolsa con cuatro cogollos de marihuana, una balanza digital de pequeño tamaño, un cúter con restos de sustancia blanca y un cuchillo de 7 centímetros de hoja con restos también de sustancia blanca.

Por ello, procedieron a detener también al responsable del local, de 46 años, igualmente por un supuesto delito contra la salud pública. Durante la intervención, también se le incautó un cuchillo de 18 centímetros de hoja.

Igualmente, se denunció a la titular del establecimiento, hija del responsable detenido, de 20 años, por molestias al vecindario, por reproducir música e instalar una terraza sin tener autorización y por permitir el consumo en la vía pública.

También fue denunciada por tolerar el consumo de sustancias estupefacientes en el interior del local y por tener objetos fuera de los lugares habilitados para su uso (2 palos de caña con punta metálica y un palo de madera con empuñadura). A su vez, a un cliente del establecimiento se le incautó un trozo de hachís, instruyéndose la correspondiente acta de intervención.

Comentarios