miércoles 27/10/21
SANTANDER

Aprobado inicialmente el presupuesto para 2021 con el voto de calidad de Igual

Pleno del Ayuntamiento de Santander
Pleno del Ayuntamiento de Santander

El Pleno del Ayuntamiento de Santander ha aprobado hoy martes de forma inicial el Presupuesto General para 2021, que asciende a 201,37 millones de euros, que ha salido adelante por el voto de calidad de la alcaldesa, la popular Gema Igual, tras la abstención de Vox, al haber un empate de votos a favor de PP y Cs y en contra de socialistas, regionalistas y UxS. También se han rechazado, igualmente con la abstención de Vox y el voto de calidad de la alcaldesa, las enmiendas a la totalidad suscritas por PSOE, PRC y UsX, que han registrado sus 13 votos a favor y 13 votos en contra del equipo de Gobierno PP-Cs.

El equipo de Gobierno ha defendido un presupuesto "realista", dirigido a la activación de Santander y que convierte a sus vecinos en el "centro" de todas las políticas, y ha destacado la voluntad de diálogo para incorporar "enmiendas positivas", en este caso, seis de los ocho bloques presentados por Vox y una enmienda socialista.

Sin embargo, los grupos de la oposición han censurado la tardanza en la presentación de las cuentas, que han calificado de irreales, así como el bajo grado de ejecución que caracteriza este documento en manos del equipo de Gobierno PP-Cs. También han dicho que es ajeno a las necesidades de los santanderinos y que no es expansivo.

En concreto, el portavoz socialista, Daniel Fernández, ha calificado como "el pacto de la vergüenza" el acuerdo con Vox por el que se han aceptado seis de los ocho bloques de enmiendas que ha presentado por algo más de medio millón de euros, y ha acusado al equipo de Gobierno de "asumir el ideario de extrema derecha", para seguidamente afirmar que dichas enmiendas son económicamente "estériles" aunque no políticamente.

En este sentido, Fernández ha censurado la "deslealtad" de la alcaldesa -que en su opinión se "avergüenza del pacto" con Vox pero ha puesto por delante su interés político- por aceptar las mociones de este partido que fue el único que no apoyó el plan de choque. "Un premio inmerecido" y "una puñalada trapera" cuando el equipo de Gobierno tenía "alternativas moderadas" para pactar, como las enmiendas presentadas por PSOE, PRC y UxS, pero "está más cómodo con Vox".

Mientras, el portavoz regionalista, José María Fuentes Pila, ha calificado el presupuesto, "que nace prorrogado" ha dicho, como un "circo de tres pistas", ajeno a la realidad de Santander, en el que el equipo de Gobierno ha trabajado a medida de sus necesidades y no de las de los vecinos; un gobierno local que ha tenido el apoyo de toda la oposición "en un momento determinante y no ha sabido gestionar la crisis".

Fuentes Pila ha opinado que el documento parece "como si todo lo fiara a los remanentes", como si fueran "una fórmula mágica que todo lo resolverá" con 40 millones de euros que no cubren todo lo que se quiere resolver, tras presentar un presupuesto ordinario caracterizado por la "mediocridad" y la "indefinición", que no resuelve lo urgente ni lo importante.

El portavoz de UxS, Miguel Saro, ha sostenido que el documento presenta pocas novedades, "no es real" por lo que "es difícil tomar en serio un documento tan falso", y contiene una "abrumadora externalización" de servicios públicos, cuyo "bajo nivel" ha censurado, apuntando además que no están adaptados a la nueva situación. Si bien ha reconocido la "disposición a negociar" del equipo de Gobierno, ha lamentado que no se han recogido sus enmiendas por lo que no puede apoyarlo.

Por su parte, el portavoz de Vox, Guillermo Pérez-Cosío, se ha defendido de las críticas de UxS denunciando su "sectarismo" y del PSOE, calificando sus notas de "falacias" y apuntando la posibilidad de llegar al juzgado. También ha dicho que sus mociones son "simbólicas". "Yo estoy aquí para que no gobierne la izquierda y lo haría gratis totalmente", ha reconocido asegurando que aunque no se hubieran tenido en cuenta sus propuestas, "de todas formas iba a apoyar el presupuesto".

Su homólogo de Ciudadanos, Javier Ceruti, ha asegurado que ha tendido la mano a la negociación a todos los grupos y solo ha respondido uno, pues la propuesta de retirar los 215.000 euros de Urbanismo que ofreció a PSOE, PRC y UxS es la misma que a Vox, que fue el único que la aceptó. Además, ha afirmado que estos presupuestos son mejores que una prórroga.

La alcaldesa ha manifestado que "posiblemente" todas las enmiendas que se han presentado al presupuesto eran "buenas ideas" pero no todas se ajustaban a las normas e incluso algunas partían de premisas manipuladas. Sin embargo, ha reiterado que se ha "sentado con todos" y se ha llegado a un punto donde "todos los grupos podían haber apoyado el presupuesto sin hacer mucho esfuerzo" porque el equipo de Gobierno ha hecho "un acercamiento", pero al final "salió la ideología".

En este sentido ha lamentado que no haya habido "la misma responsabilidad" que con el plan de choque, y ha deseado que "ojalá" se llegue a acuerdos en el segundo, para el que piensa "contar con todos". También ha defendido que el presupuesto 2021 no es continuista sino que está pensado para ayudar a los vecinos y sectores más perjudicados con la crisis que podrán contar con un Ayuntamiento "solvente", que dispondrá de un remanente de 40 millones de euros.

PLANTILLA

Por otra parte, el Pleno ha aprobado en el mismo punto que el presupuesto, aunque se ha votado de forma separada, la plantilla municipal para 2021, que incluye la congelación de retribuciones de la Corporación por asistencia a los órganos municipales y las aportaciones a los partidos políticos. Este punto ha salido adelante con el voto a favor de PP y Cs, en contra de PSOE y UxS, y la abstención de PRC y Vox, e incluye una subida salarial del 0,9% para los empleados municipales.

Los socialistas han denunciado que la plantilla que ha ido a Pleno no es la acordada con los sindicatos y han advertido que en los próximos días más sindicatos se sumarán a UGT contra el acuerdo que ha decidido "incumplir" el Ayuntamiento y que debería suponer la dimisión o el cese del concejal de Personal, Pedro Nalda, petición que han suscrito hoy los sindicatos CSIF y CCOO. "Está a punto de generarse un conflicto laboral", ha advertido Fernández.

Nalda ha replicado que la modificación respecto al acuerdo con los sindicatos alcanzado en diciembre se refiere a la creación de una nueva plaza que se ha sacado de la plantilla tras un informe de Intervención y reparos del Servicio Jurídico. Se trata de una "suspensión temporal" de la plaza hasta que se apruebe el reglamento jurídico, y el proceso se ha acometido "sin ninguna anomalía ni nada oculto", ha asegurado, acusando a Fernández de "manipular y tergiversar para sacar rédito político".

Vox se ha abstenido porque los gastos de personal suben un 2,5% a pesar del aumento salarial del 0,9%; y el PRC para "no aumentar la conflictividad". Mientras, UxS ha denunciado que se ha ocultado la falta de acuerdo.

La plantilla para 2021 incluye 1.277 puestos de trabajo y la dotación presupuestaria para futuras incorporaciones de efectivos de los procesos selectivos y ofertas de empleo que ya están en marcha. En concreto, 61 procesos selectivos de los que resultarán cubiertas 268 plazas: 68 de estabilización del empleo, 102 de turno libre, 9 de discapacidad (superior al mínimo legal), 2 de movilidad, 84 de promoción interna y tres de discapacidad/promoción interna.

Comentarios