martes 21/9/21
POLÍTICA

Revilla va a "luchar a muerte" para que la población no prime en la financiación autonómica

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, tras la celebración de la XXIV Conferencia de Presidentes en el Convento de San Esteban
El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, tras la celebración de la XXIV Conferencia de Presidentes en el Convento de San Esteban

El presidente de Cantabria, el regionalista Miguel Ángel Revilla, ha asegurado que va a "luchar a muerte" para que el número de habitantes no prime en la ley de financiación autonómica, pues en ese caso -ha dicho- no podrían mantenerse los servicios que se prestan en zonas rurales y sería la "hecatombe final ya para la despoblación".

Así lo ha advertido el regionalista este viernes en Salamanca durante su comparecencia ante los medios de comunicación tras la Conferencia de Presidentes, y en la que según ha indicado ha dedicado más de la mitad de su media hora de intervención a este asunto, "el tema estrella", ya que España destinará 10.000 millones de fondos europeos a combatir el despoblamiento, una cifra que "no está mal".

Se trata del tema que "más preocupa" al líder del PRC, más si se tiene en cuenta que "ya se están organizando los conciliábulos oportunos. Y ahí no hay ideologías. Cuando hay dinero por medio, ya da igual PSOE que PP". "No hay partidos, hay intereses muy concretos", ha abundado. El regionalista se ha referido con estas palabras a las "uniones de autonomías" para luchar por la financiación en base al reparto por el número de habitantes. "Ya Valencia y Andalucía, como si fueran del mismo partido, se están organizando, y no digamos Madrid", ha comentado al respecto.

Si se prima el número de habitantes, entonces "no podemos mantener los pueblos" por el coste de los servicios que se prestan en ellos 

Previamente, en la reunión de presidentes, Revilla ha advertido al jefe del Ejecutivo central, Pedro Sánchez, de las diferencias que a su juicio hay entre un "discurso" en el que "todos" coinciden en que hay que evitar que el país "se siga desertizando" con las medidas que se toman después, como las relacionadas con el lobo, la carne o la ley de financiación autonómica. Y a propósito de esta norma, ha avisado de que si se prima el número de habitantes, entonces "no podemos mantener los pueblos" por el coste de los servicios que se prestan en ellos.

"Cantabria se gasta al día cien mil euros en el transporte escolar de sus niños, el doble que Madrid con seis millones" de habitantes, ha puesto como ejemplo Revilla, para comparar el desembolso de prestaciones en medios urbanos y rurales. Para evitar que la población prime en el reparto de la financiación, Revilla ha indicado que están unidos "como una piña" cántabros, gallegos, asturianos, castellanoleoneses y en algunas medidas también con aragoneses, que podrían 'encajar' también con castellano-manchegos y que tienen enfrente a los "grandes núcleos urbanos".

El regionalista ha admitido que la población tiene "un peso" en el reparto de fondos a las autonomías, pero no puede ser el único, sino que en su opinión hay que tener en cuenta otros "factores correctores", como la orografía, la dispersión de la población, el envejecimiento y el coste de los servicios, que son los que "diferencian" a comunidades como Cantabria de otras como Valencia o Madrid, donde está "todo el mundo concentrado".

Comentarios