lunes 29/11/21
TEMPORAL

Picos de Europa y Alto Campoo estarán el fin de semana en riesgo notable de aludes

Desde Protección Civil y el 112 se pide extremar la prudencia en ambas zonas para evitar accidentes 
 

El Gobierno de Cantabria activa la fase de preemergencia del PLATERCANT



  (Foto de ARCHIVO)



06/02/2015
En cuanto al sábado, continuará nevando de forma persistente por encima de 900 metros, incluso por la tarde desde los 500-600 metros Foto: www.altocampoo.com

La Dirección General de Protección Civil y Emergencias, y el Servicio de Emergencias 112 del Gobierno de Cantabria recomiendan extremar la prudencia en Picos de Europa y Alto Campoo ya que la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) avisa de riesgo notable de aludes en ambas zonas durante el viernes y el fin de semana. 

A lo largo de la tarde de hoy, explica AEMET, en ambas zonas los depósitos de nieve reciente, a veces con intercalaciones de nieve granulada, comenzarán a ser importantes, sobrecargando el manto y comprometiendo su estabilidad. Serán posibles aludes de nieve reciente de tamaño 2 (suficientes para enterrar a una persona), y en zonas altas, con el manto menos compacto, hasta de tamaño 3 (capaces de enterrar y destruir un coche). A partir de los 1.800 o 2.000 metros se formarán placas de viento en sectores donde existen ya grandes acumulaciones, por lo que su colapso o rotura podrá movilizar mucha nieve, dando lugar a aludes de tamaño 3. 

En cuanto al sábado, continuará nevando de forma persistente por encima de 900 metros, incluso por la tarde desde los 500-600 metros. El viento virará al noroeste y seguirá soplando con fuerza en cotas altas. La estabilidad del manto disminuye y el peligro de aludes será también notable. 

El domingo las nevadas remiten, pero las pendientes estarán aún muy cargadas por las precipitaciones del sábado. El ascenso de temperaturas durante el día y la eventual apertura de claros contribuirán a activar las purgas, sobre todo en las cotas bajas y medias, y en pendientes de solana a mayor altitud. Las placas continuarán sensibles, y el viento, que vira a norte, formará otras en nuevas orientaciones. La estabilidad del manto continuará alta y el peligro de aludes seguirá siendo notable. 

Comentarios