lunes. 04.07.2022
SANTANDER

CSIF pide que el Inspector de Policía Local devuelva la cuantía abonada por horas extra que no realizó

El Inspector de la Policía Local recibió una cuantía de más de 1.600 euros por el abono de 27 horas extras a pesar de no haber agotado las 200 horas de disponibilidad que tenía asignadas

El concejal de Personal y Protección Ciudadana, Pedro Nalda, y la alcaldesa de Santander, Gema Igual, en un acto con la Policía Local
El concejal de Personal y Protección Ciudadana, Pedro Nalda, y la alcaldesa de Santander, Gema Igual, en un acto con la Policía Local

La imagen de la Policía Local de Santander ha sufrido importantes daños en los últimos meses debido a irregularidades ocurridas en su seno y que, como ya denunciaba CSIF, han puesto “en entredicho” al cuerpo. El Sindicato, respondió de esta manera ante la sentencia sobre el cobro de horas extra del Inspector de la Policía Local de Santander, G.R. Tras desestimar el Juzgado de lo Contencioso Administrativo Nº 3 de Santander el recurso contencioso-administrativo interpuesto por el Inspector de la Policía Local de Santander y quedar probado que G.R. recibió el abono de 27 horas extras a pesar de no haber agotado las 200 horas de disponibilidad que tenía asignadas, presupuesto previo necesario para poder realizar servicios extraordinarios, ahora el sindicato pide “el reintegro de las cuantías indebidamente percibidas”.

En el recurso contencioso-administrativo interpuesto por el Inspector de la Policía Local de Santander contra el Ayuntamiento de Santander, este reclamaba cuantías por aparentes servicios extraordinarios llevados a cabo en el período comprendido entre los meses de julio y diciembre de 2020 y alegaba que ya había agotado las 200 horas anuales de disponibilidad. Sin embargo, la sentencia sostiene que “no se justifica la realización de la totalidad de horas de disponibilidad, complemento de jornada, justificación de las horas extraordinarias mediante fichaje, motivo de las mismas ni requerimiento previo para realizarlas por parte de la autoridad competente”. Además, en relación al documento nº 5 que el letrado invocó en la vista y preguntó sobre el mismo a una testigo, “tampoco consta el fichaje”, por lo que “no puede darse por acreditadas dichas horas reflejadas en el mismo”.

En cambio, según la sentencia, en el mes de julio del 2020 se le abonaron a G.R. 27 horas extras, lo que supone un importe de más de 1.600 euros, correspondientes a los supuestos servicios extraordinarios realizados en junio y que "no había lugar a abonarle por servicios extraordinarios" al no haber agotado las 200 horas extras previamente asignadas.

Con todo esto, CSIF pide incoarse expediente de devolución de las cuantías indebidamente cobradas, evitando así un enriquecimiento “injusto” del citado Inspector a expensas de las arcas municipales.

Comentarios