jueves. 18.04.2024

Umbral: ¿De verdad sabemos lo que está pasando ahora?

Creo que ningún gobierno o Estado o entidad del tipo que sea, sabe exactamente lo que sucede. Ni en la totalidad, ni en ningún campo, ni siquiera en la economía

Todo el mundo habla o escribe del presente. Pensando que saben lo que está sucediendo. Pero de verdad sabemos lo que está sucediendo o solo conocemos un poco...

Es obvio y evidente, que yo no sé lo que está sucediendo ahora, en todos los términos y realidades. No me refiero al mundo que es obvio, ni solo me refiero a mi país o sociedad o Estado. Sino en multitud de realidades. Porque la vida humana está formada y conformada con cientos o miles de factores, que cada individuo medio entiende, y, somos millones que los mueven y remueven de una manera o de otra.

No sé quién está detrás de esas palabras, esas ideas, esas normas, esos temas, esa forma de pensar o de sentir o de actuar

Por tanto, tantos actores y actrices funcionando en el mundo, nadie sabe lo que ocurre. Creo que ningún gobierno o Estado o entidad del tipo que sea, sabe exactamente lo que sucede. Ni en la totalidad, ni en ningún campo, ni siquiera en la economía. Por eso, cuando alguien dice la "novela actual no tiene mucho mérito", siempre me digo: el crítico tal que ha dicho ese aserto, ha leído las miles de novelas que se publican cada año en el país, sin contar, las que se quedan en los cajones informáticos.

Dicen que no hablo de política y de política nacional. Y, que mejoraría mi caché si lo hiciese, aunque estuviese en un partido neutral. Dicen todo eso y más. Pero les respondo, no creo que a nadie le interesen mis ideas sociopolíticas, que no sé muy bien cuales son. Segundo, sé que apenas sé de la política real. Tercero, no conozco cuántas llamadas telefónicas recibe el presidente de gobierno todos los días, y quién le llama a su despacho y quién no.

Por tanto, qué puedo decir de la política. Lo que haya indicado algún personaje o actor político, alguna frase que ha dicho, alguna norma que han aprobado, algún acto al que han  asistido... Y, poco más. Porque no sé quién está detrás de esas palabras, esas ideas, esas normas, esos temas, esa forma de pensar o de sentir o de actuar. Ni siquiera sé, el fin o la finalidad última que buscan...

Se dice que existe un enorme problema de vivienda y de alquiler en las grandes ciudades del Estado. Y, llevamos meses con esa retahíla. Meses y años... y, seguimos y continuamos... ¿Pero no sería mejor, que las personas que quisiesen y pudiesen, viviesen en autocaravanas, dignas y honestas, en lugares apropiados y reglamentados, que no alquilar una habitación de un piso, no es o no sería más honesto y más digno y más humano y más económico...? ¿Es imposible que una gran ciudad de este Estado, instalase las infraestructuras en unos meses, para situar miles de plazas de autocaravanas, a un precio módico, con la legislación conveniente, y con la seguridad apropiada, para intentar, de momento resolver el problema de la vivienda...? ¿Y, no continuar, con los enormes alquileres, con alquileres de habitaciones, con...?

Planteo un problema sociopolítico. Tremendo y duro. Porque ninguna solución es positiva, ni es buena, ni es óptima. Pero como mal menor. Pero demuestra, lo que antes indicaba. Cómo voy a escribir y hablar de cuestiones políticas y sociopolíticas, por ejemplo ésta, si no tengo los suficientes conocimientos. Pero la mayoría de los que escriben tampoco lo tienen, pero ellos o ellas lo camuflan. En cambio yo no.

Tengo un principio, que dos manos y diez dedos es mejor que no dos manos con siete dedos

Por eso, no escribo de política y de sociopolítica y de economía y de mil temas... Y, si escribo es para hacerle preguntas, no darle soluciones... y, por eso en un artículo de Umbral, titulado 'Lo que está pasando', publicado en el Norte de Castilla, el 16 del VII de 1978, toca este tema. ¿Pero qué está pasando, qué ha pasado, qué está pasando hoy, qué pasará mañana...? ¿Alguien sabe de verdad lo que sucedió en el 23F, el 11M, por poner dos fechas, porque llevo cuatro décadas con el 23F y, algo más intentando averiguarlo y, yo no sé, lo que sucedió...?

Tampoco sé, hacia dónde camina España, aunque me temo tres grandes hipótesis o posibilidades. Ni siquiera sé, si los poderes europeos, lo que han decidido dónde termine España, siendo o llegando. Ni sé lo que quiere Estados Unidos. Ni siquiera sé, lo que me conviene a mí. Y, si lo sé a nivel político, no sé si debo expresarlo.

Porque tengo un principio, que dos manos y diez dedos es mejor que no dos manos con siete dedos. Este principio o axioma me parece que nadie puede negarlo. Y, en Estados con mil millones de habitantes, poco pinta un Estado con cincuenta millones, pero menos, tres de quince millones cada uno... pero sé que eso es hablar para las arenas de la playa, para nadie...

¡No sé, no sé lo que está pasando, lamento decirle este final, pero así es, pienso que es mejor no mentirle, no engañarle, no manipularle, no sé lo que está pasando hoy, aquí, en mi país, ni en mi sociedad, no sé, que pasará el mes de Julio en las elecciones generales, no sé qué sucederá después, no sé, a dónde nos llevará el tren del Estado...! ¡No sé, no lo sé, pero usted me temo que tampoco lo sabe, aunque aparente que si lo sabe...! ¡Paz y bien...!

Umbral: ¿De verdad sabemos lo que está pasando ahora?
Comentarios