viernes 17/9/21

Y tú, ¿qué tipo de persona eres?

En el ámbito laboral encontraremos dos perfiles bien distintos. Aquellos profesionales que no temen a los cambios, que desde el minuto uno se ilusionan; y en el extremo opuesto los que siempre ven un muro.

En la vida puedes encontrarte dos tipos de personas. Por un lado aquellas que a medida que profundizas en su trato y ahondas en su personalidad te gustan más y las aprecias y admiras; y las que, por el contrario, según pasa el tiempo y aumenta el roce te van defraudando día a día hasta arrepentirte de haber iniciado esa relación.

También es cierto que podríamos establecer otras dos categorías. Las personas que mejoran su entorno, que aportan cosas positivas en sus círculos más próximos: trabajo, amigos, familia, vecinos…y que consiguen generar un ambiente agradable y una sensación placentera cada vez que te los encuentras. En el lado contrario de la balanza estarían los personajes que irradian negatividad. Personas tóxicas que son capaces de amargarte el día y cuya sola presencia y conversación te producen malestar.

Si tienes la fortuna de que en tu camino se crucen personas que sean acreedoras de tu admiración, que sean proactivas, positivas

En el ámbito laboral encontraremos también dos perfiles bien distintos. Aquellos profesionales que no temen a los cambios, que asumen todos los proyectos como propios, que desde el minuto uno se ilusionan y son capaces de dar lo mejor de sí mismos para aportar cosas al equipo; y en el extremo opuesto los que siempre ven un muro, para los que todo es imposible, los reacios a “lo nuevo”, los que piensan que ellos no tienen nada que aprender, ni que exista nadie capaz de enseñarles nada.

Por continuar con el juego, podemos también diferenciar a aquellas personas que piden la tortilla de patatas “sin” cebolla y las que, por otro lado, saben disfrutar de la vida al máximo.

Por eso, si tienes la fortuna de que en tu camino se crucen personas que sean acreedoras de tu admiración, que sean proactivas, positivas y les guste la tortilla de patatas “con” cebolla, da las gracias a la vida y sonríe.

Comentarios