jueves 26/5/22

Advertencia: esta encuesta no lleva porro

Cada vez que alguien suelta un sondeo recuerdo aquella tarde en la redacción del Primero de Mayo. “De qué te ríes Nando”, me dijo. “Nadie lo hubiese contado mejor en tan pocas palabras; no me hace falta leer el texto”, repuse. 

Corría el final de la década de los 90 (siglo pasado) y Francia se encaminaba a elecciones. No recuerdo si legislativas o presidenciales, pero para lo que voy a explicar es lo de menos. Frente a mí –yo entonces era subdirector de ‘Alerta’– se sentó Sagas, mi amigo Manolo al que tanto recuerdo en algunas lides periodísticas que él, desde su humor de espía, con tanto acierto sabía definir. Sagastizábal vino presto a mostrarme las páginas que ya había editado del semanario ‘El Cantábrico’. Prendimos un cigarro de aquellos rubios sin filtro. Y entre humareda y humareda (en ese tiempo aún se fumaba en las redacciones) aparecieron las dos páginas que le había encargado sobre los comicios del país vecino. El titular me llevó a la carcajada: ‘Encuestas de opinión francesas: ni una en el clavo’. 

Cada vez que alguien suelta un sondeo recuerdo aquella tarde en la redacción del Primero de Mayo. “De qué te ríes Nando”, me dijo. “Nadie lo hubiese contado mejor en tan pocas palabras; no me hace falta leer el texto”, repuse. Titular un escrito periodístico consiste en saber resumirlo con el menor número de palabras posible. Aquella metáfora me pareció precisa a la par que brillante. 

En las últimas citas electorales en España hemos identificado tanto el martillo como el clavo, pero nadie o casi nadie ha sido capaz de aproximar un resultado con cierto sentido

En las últimas citas electorales en España hemos identificado tanto el martillo como el clavo, pero nadie o casi nadie ha sido capaz de aproximar un resultado con cierto sentido. Machacar en hierro frío, que diría un castizo. Malo cuando hay que mirar el sondeo en segundo lugar. Porque en principio debes cerciorarte de su denominación de origen. Sería conveniente que, junto a la ficha técnica y el margen de error, se especificara: ‘Advertencia: esta encuesta no lleva porro". 

Este jueves ha salido la muestra del CIS. Sin cocina, según parece. Que debe ser como una papeada en la campiña con tarteras, vasos de plástico y comida enlatada. ¿Eso es bueno, malo o contribuye al despiste total? Ni idea, si he de ser sincero. 

(Te agradecería, querido Manolo, que bajes un rato y me lo expliques). 

Comentarios