miércoles. 12.06.2024

El Partido Regionalista de Cantabria en Santa María de Cayón anunció en el Pleno de ayer que “quiere votar a favor del convenio de cesión del molino de Torrentero para que el edificio sea municipal” pero han exigido que se modifique la cláusula que condiciona la donación al restablecimiento del caudal que tenía el molino.

El convenio recoge en su antecedente primero que la donación queda condicionada a la recuperación del caudal de agua que tenía el molino y que de no lograrlo, los bienes donados revertirán al donante o a su herencia si hubiera fallecido. Y este es el punto por el que los regionalistas no quieren pasar; la portavoz municipal y diputada regional, Ana Obregón, explicó en la sesión plenaria que “el PRC no va a aprobar un convenio que permita arreglar un edificio en el que ya se han gastado 120.000 euros (se preveía llegar a los 600.000 €) con riesgo de que revierta, una vez reparado con el dinero de todos los cayoneses, al propietario original.

Si bien, Obregón ha manifestado su intención de “ayudar y colaborar”, llegando incluso a proponer en el pleno un texto alternativo a esa cláusula, así como la “intención” de los regionalistas por “aprobar ese convenio lo antes posible para continuar con los procedimientos para convertirlo en la Casa de Cultura que tanto necesita Cayón”.

El Ayuntamiento deja sobre la mesa el convenio del molino de Torrentero para incorporar...
Comentarios