martes. 29.11.2022

La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), dependiente del Ministerio de Sanidad, ha informado de que las farmacias no deben elaborar fórmulas magistrales que contengan ranitidina, un conocido protector estomacal, “como medida de precaución”, ya que “tienen el mismo riesgo de presencia de N-Nitrosodimetilamina (NDMA) que las presentaciones comerciales, actualmente suspendidas", desde 2019. 

La AEMPS indica que los fabricantes y/o distribuidores “deben cesar en la distribución nacional del principio activo ranitidina para su uso en formulación magistral”. Esta decisión lleva desde 2019 y la organización continúa informando del peligro. 

Desde la Agencia se recomienda a los pacientes que estén en tratamiento con fórmulas magistrales de ranitidina que no suspendan sus tratamientos hasta consultar con su médico, con el objetivo de que les pueda prescribir, en caso necesario, un tratamiento alternativo.

Además, la AEMPS recuerda que hay disponibles en el mercado nacional medicamentos con otros principios activos, como los inhibidores de la bomba de protones (omeprazol, pantoprazol, lansoprazol, esomeprazol) u otros antiH2 vía oral.

Comentarios