miércoles. 29.05.2024

Los semáforos apenas han cambiado desde que comenzaran a usarse a principios del siglo XX (semáforos como los entendemos hoy en día: eléctricos y con luces de colores). Se ha incorporado mejor tecnología, bombillas más eficientes… pero en resumen, siguen siendo los mismos dispositivos con un código de tres colores. Sin embargo, eso podría cambiar en un futuro que cada vez parece más cercano. Y es que tres profesores de la Universidad Estatal de Carolina del Norte han planteado la necesidad de incluir una cuarta luz que sería de color blanco.

En realidad, el color podría ser cualquiera. Lo verdaderamente importante sería que se distinguiera del rojo, el amarillo y el verde que actualmente se utilizan. Y el objetivo de esta cuarta luz no es otro que regular el tráfico de los vehículos autónomos.

Según los autores del estudio, este tipo de vehículos estarían conectados a esta luz blanca, que se encendería cuando los coches llegaran a la intersección. Esto permitiría que siguieran su camino por el carril que, previsiblemente, tendrían para su circulación. Y dado que también estarían conectados entre sí, no habría riesgo de colisión en el cruce.

Este es el significado de una cuarta luz que podrían tener los semáforos
Comentarios