jueves. 29.02.2024

Los delitos contra la libertad sexual han aumentado un 2,6% en Cantabria de enero a septiembre de 2023 en comparación con el mismo periodo del año anterior, si bien las violaciones se han reducido un 10,4%, según datos del Balance de Criminalidad publicado este viernes por el Ministerio del Interior.

Hasta el final del tercer trimestre, el Gobierno contabiliza en Cantabria 18.299 infracciones penales de todo tipo, un 1,1% más que en 2022, de las que 13.983 se corresponden con criminalidad convencional, un 3,2% menos, y 4.316 fueron ciberdelitos, un 17,9% más, según los datos que transmiten Policía Nacional, Guardia Civil y cuerpos de Policía Local al Ministerio.

Del total, 117 son delitos contra la libertad sexual, y dentro de éstos 25 son agresiones sexuales con penetración (un 19,4% menos) y 92 corresponden a otros supuestos.

Por otro lado, de enero a septiembre no se produjo ningún homicidio doloso ni asesinato en Cantabria, frente a uno en el mismo periodo del año anterior, si bien hubo 10 en grado de tentativa, un 25% más.

Los delitos graves y menos graves de lesiones y riña tumultuaria sumaron 296, un 1% más; y no se produjeron secuestros.

La infracción penal más frecuente en esta estadística son los hurtos, 3.785, que suben un 0,1%. Hasta septiembre se produjeron 179 robos con violencia e intimidación, un 1,6% menos que en las mismas fechas de 2022, pero crecieron los robos con fuerza en domicilios y establecimientos un 5%. Específicamente, los robos con fuerza en domicilios se incrementaron un 8,2%.

El delito que más aumentó de enero a septiembre en Cantabria fueron las sustracciones de vehículos, un 50%, hasta las 93.

Los relacionados con tráfico de drogas totalizaron 91, que son un 31,9% más que en el acumulado del año anterior.

Mientras, se presentaron 4.316 denuncias por infracciones penales cometidas en Internet o por medios tecnológicos, un 17,9% más. La mayor parte, 3.947, fueron estafas informáticas (un 18,9% más), mientras que otros ciberdelitos aumentaron un 8,5%, hasta los 369.

CRIMINALIDAD POR MUNICIPIOS

Por municipios, en Santander aumentó un 8,4% la criminalidad, y lo hizo tanto la convencional (6,7%) como la cibercriminalidad (14,2%).

Los delitos de tráfico de drogas se dispararon un 67,9%, las sustracciones de vehículos un 62,1% y los homicidios en grado de tentativa un 50%, con tres comunicados.

Además, aumentaron el resto de delitos con las excepciones de los homicidios -no se produjo ninguno frente a uno en el mismo periodo de 2022- y los robos con violencia e intimidación, que fueron un 23,7% menos.

En los nueve primeros meses del año se produjeron once violaciones, mismo número que en el acumulado de 2022, de un total de 40 delitos contra la libertad sexual (+2,6%).

Los robos con fuerza en domicilios repuntaron un 26,3%, hasta los 235, que se elevan a 300 contando también los producidos en establecimientos y otras instalaciones.

Por otra parte, se produjeron 1.303 estafas informáticas, un 14% más, y crecieron un 16,8% otros ciberdelitos, hasta los 125.

En Torrelavega la criminalidad repuntó un 1,6%, con un crecimiento de un 2,1% en la convencional y una reducción del 0,3% en los ciberdelitos.

El mayor repunte de la delincuencia convencional correspondió a los homicidios dolosos y asesinatos en grado tentativa, un 100%, con dos hechos conocidos frente a ninguno en 2022, seguidos del tráfico de drogas, que se disparó un 71,4%.

Mientras que la mayor disminución se produjo en las violaciones, de un 33,3%, con dos, una menos; seguida de los robos con fuerza en domicilios con un 21%.

Respecto al resto de municipios, en todos bajó la criminalidad: en Piélagos, un 7,1%; en Castro Urdiales, un 2,7%; y en Camargo, un 0,9%.

Los delitos contra la libertad sexual aumentan en 2023 en Cantabria
Comentarios