martes 24/5/22

La Policía Local de Santander ha denunciado este fin de semana a 54 personas por consumir alcohol en la vía pública en los 15 controles establecidos en la ciudad. Además, entre el viernes y el domingo, ha denunciado a los responsables de cinco establecimientos hosteleros por no cumplir las medidas sanitarias fijadas por el Covid, vender alcohol a menores o causar molestias a los vecinos por música alta.

En concreto, se denunció a un establecimiento del Paseo de General Dávila por permitir la estancia y consumo de clientes en la barra y por no garantizar la distancia de seguridad en las mesas de la terraza. A otro de la Avenida de los Castros, por estancia y venta de alcohol a menores de edad, dos de los cuales fueron identificados, y por permitir fumar en la terraza.

A otros dos de la Plaza Cañadío, también por no garantizar la distancia de seguridad de los grupos de clientes reunidos en las mesas y por permitir fumar en la terraza y por música alta. Por este último motivo se denunció igualmente al responsable de un establecimiento de la calle Río de la Pila.

Comentarios