jueves 23/9/21
CORONAVIRUS

"Si siguen aumentando los ingresos y las UCI tendremos que tomar nuevas medidas"

El consejero de Sanidad de Cantabria, Miguel Rodríguez
El consejero de Sanidad de Cantabria, Miguel Rodríguez

El consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez (PSOE), no se siente "desautorizado" por la decisión del Consejo de Gobierno de analizar una fórmula alternativa para evitar el cierre completo de interiores propuesto por su departamento -abriendo la puerta a que puedan acceder a aquellos que tengan el pasaporte Covid- y ha asegurado que "en este momento no" se plantea dimitir. Así ha respondido Rodríguez después de que en el Consejo de Gobierno de este jueves se haya estudiado y analizado esta posibilidad apenas horas después de que entrara en vigor de nuevo en Cantabria la resolución firmada por él que decretaba el cierre de interiores en 19 municipios de la comunidad autónoma en nivel 3 por riesgo alto de Covid, una medida cuya eficacia puso en duda hace unos días el presidente regional, Miguel Ángel Revilla.

"La evidencia científica es incuestionable en este sentido por mucho que digan lo que digan los sectores implicados", ha insistido Rodríguez

De hecho, ayer, Revilla reconoció que le "gustaría" poder convencer al consejero para implantar "medidas no tan duras como el cierre del interior de la hostelería" y estudiar "otras alternativas", como puede ser la que se ha puesto hoy sobre la mesa del Consejo de Gobierno. Esta posibilidad, cuya viabilidad se está estudiando desde la Dirección General de Salud Pública y los servicios jurídicos, permitiría acceder al interior de los negocios de hostelería y de otros sectores a aquellas personas que tengan el pasaporte Covid bien por estar vacunados, por haber pasado la enfermedad o por tener un test negativo.

Preguntado si echa de menos un poco más de apoyo a su trabajo por la Presidencia del Gobierno, Rodríguez ha asegurado que se siente "apoyado por el Gobierno". "Otra cosa es que el presidente pueda, en un determinado momento, decir que no comparte ciertas medidas que podamos establecer desde la Consejería de Sanidad o que no las comparte plenamente pero esa es una cuestión y una opinión suya", ha aseverado Rodríguez.

El titular de Sanidad ha insistido en que cuando su departamento toma decisiones lo hace en base "a la evidencia científica" y, en este sentido, ha insistido en que "no hay ninguna duda de que la evidencia científica dice" que en los locales de hostelería y de restauración hay hasta 20 veces más posibilidades de infectarse que en otro tipo tipo de establecimiento.

"La evidencia científica es incuestionable en este sentido por mucho que digan lo que digan los sectores implicados", ha insistido Rodríguez que se ha preguntado si de no haber esa evidencia científica países como Alemania, Francia o Bélgica habrían tenido la hostelería cerrada durante meses. Preguntado acerca de si es partidario de la medida que estudia el Gobierno de Cantabria, el consejero se ha limitado a señalar que es "una alternativa al cierre completo", si bien ha aclarado que se trataría de un "experimento" puesto que "no hay evidencia científica" que muestre su efectividad, con lo que habría que seguir la evolución. "Si siguen aumentando los ingresos y las UCI tendremos que seguir tomando nuevas medidas", ha dicho.

Además, ha insistido en que para aplicar la medida se debe contar con el visto bueno tanto de la Dirección General de Salud Pública como de los servicios jurídicos y no se ha atrevido a adelantar en qué sentido se pronunciarán. Mientras tanto, ha insistido en que "la norma que está vigente en cada momento es la que se publique en el Boletín Oficial de Cantabria" y ha recordado que "ahora mismo" la única que hay publicada es la que decretaba el cierre de interiores de la hostelería en los 19 municipios en nivel 3. "De momento no hay otra norma. Esa es la que está en vigor. Que estamos estudiando otras alternativas... por supuesto que sí".

Rodríguez ha insistido en que, además, lo que se plantea es "una excepción a la norma general", si bien ha señalado que, en este momento, y teniendo en cuenta cómo avanza la campaña de vacunación, una amplísima parte de la población de Cantabria tendría acceso.

Comentarios