martes. 09.08.2022

Sanitarios de los hospitales de Sierrallana y Laredo se han concentrado este miércoles a las puertas de sus centros para denunciar la "discriminación" y la "falta de previsión y planificación" de la Consejería de Sanidad en el plan de vacunación contra el Covid-19, que ha ocasionado que no vayan a recibir sus segundas dosis cuando les corresponde, a los 21 días de haberse administrado la primera.

Esto se debe, según el colectivo, a que Sanidad y la gerencia del Servicio Cántabro de Salud (SCS) se han "saltado a la torera" el protocolo de vacunación marcado a nivel nacional y están realizando un "trato discriminatorio" a estos dos hospitales, indicándoles que no hay 'stock' suficiente, mientras que el personal de Valdecilla y de Atención Primaria "se está vacunando en tiempo y forma". Además, han lamentado que también se van a poner esta semana las segundas dosis al personal de El Dueso, lo que "choca brutalmente" con que no se vaya a terminar de vacunar a los profesionales de los centros sanitarios.

Así lo han dicho en declaraciones a la prensa tanto la presidenta del sector de Sanidad de CSIF Cantabria, Margarita Ferreras, que ha participado en la concentración de Sierrallana junto a cerca de un centenar de profesionales, como la representante del sindicato en Laredo, Itziar Ortuondo, que lo ha hecho en Laredo con otras varias decenas de sanitarios.

Ambas han mostrado el "hartazgo" y "disgusto" de los sanitarios de estos dos hospitales porque "se están haciendo discriminaciones" teniendo al personal de Atención Primaria "perfectamente vacunado" mientras a estos centros hospitalarios se les ha suspendido el suministro de la segunda dosis, programada inicialmente para esta semana del 1 al 7 de febrero, y se ha pospuesto para la que comienza el día 8, aunque "sin tener la certeza de que llegarán".

"Se nos miente", han asegurado, recordando que el argumento para retrasar la campaña es que no hay dosis suficientes, y que sin embargo esta semana se van a poner las segundas dosis al personal de la prisión de El Dueso. "Nos parece perfecto, todo el mundo tiene derecho, pero hay que priorizar", han opinado, destacando que personal de fuera del ámbito sanitario ya esté vacunado por una decisión arbitraria mientras "hay neumólogos que ven todos los días a pacientes Covid y que no están vacunados". En esta línea, durante la concentración, los sanitarios han portado carteles con preguntas como '¿Dónde está nuestra segunda dosis?' o '¿Quién es personal de primera línea?', al tiempo que han gritado alguna proclama como '¿Dónde están nuestras vacunas?'.

Además, CSIF ha pedido la dimisión del consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez, por la "mala previsión y planificación" del programa de la vacunación, y ha avisado de que, si no llegan sus segundas dosis, interpondrá una denuncia por vía judicial por atentado contra la salud pública.

Y es que, según la presidenta del sector de Sanidad del sindicato, hay profesionales que no han recibido ni la primera dosis y no saben "ni la fecha en la que se les va a iniciar la vacunación". A ellos se suman los sanitarios que están a la espera de la segunda dosis, entre 850 y 900 en Sierrallana y 450 o 500 en Laredo, que no la recibirán "cuando correspondía, a los 21 días.

Si se cumple la previsión de que les vacunen la próxima semana, la recibirán en torno a 28 días después de la primera, y aunque la Agencia Española del Medicamento lo admite, la ficha técnica del laboratorio marca 21 días, "con lo cual es un riesgo o una incertidumbre que no tenemos por qué padecer", ha criticado Ferreras.

"OPACIDAD" CON LOS DATOS

"Nos parece muy grave que se ponga en peligro a los pacientes y a los profesionales", ha insistido tras destacar también la "opacidad" de la Consejería con respecto a los datos y la información que ofrece a los sindicatos, que se han enterado de la previsión de vacunar en El Dueso "fuera de los cauces oficiales". "No se ha seguido un criterio, no se nos ha explicado por qué a ellos sí y a nosotros no. Laredo y Sierrallana no, Primaria y Valdecilla sí", ha insistido, opinando que ahora está "saltando por los aires todo lo que empezaron a hacer mal" al inicio de la estrategia de vacunación.

UGT también se ha sumado este miércoles a la protesta, "como no podía ser de otra manera", ya que coincide con las "justas" reivindicaciones de CSIF.


Comentarios