sábado. 24.02.2024

El plan de choque puesto en marcha por el Gobierno de Cantabria (PP) para reducir las listas de espera tendrá un coste superior a los 4 millones de euros. Así lo ha dado a conocer este lunes en el Pleno del Parlamento el consejero de Salud, César Pascual, quien, a preguntas del PSOE sobre el coste económico y modo de financiación de dicho plan, ha detallado que se financiará, por un lado, con cargo al denominado 'Programa Pereda', por importe de aproximadamente 1.295.000 euros, y por otro con el destinado a conciertos, que asciende a otros 2,84 millones. De este modo, sumando ambas partidas se llega a una cifra global que ronda los 4.124.000 euros.

También los socialistas han preguntado a Pascual sobre las causas del incremento, a su juicio, "tan agudo" de las listas de espera en los tres primeros meses de Gobierno del PP -esto es julio, agosto y septiembre-. "Incremento sí, pero tan agudo no", ha replicado el consejero, quien ha asegurado que ese aumento no es "tan exagerado" como los socialistas "quieren hacer ver" y ha asegurado que crecen "al mismo ritmo" que lo hacían en la legislatura pasada.

En la última década se ha disparado un 143% el número de trabajadores que cogen alguna baja a lo largo del año y se prevé que el problema siga creciendo

De hecho, ha culpado a la gestión realizada por los socialistas de la sanidad cántabra en la pasada legislatura de que las listas sigan creciendo ya que -ha dicho- ello se debe a la ausencia de actividad extraordinaria y a la suspensión de las derivaciones, unido a una menor actividad por ser un periodo vacacional.

Para afrontar esta situación, el consejero ha reiterado que el plan de choque girará en torno a tres acciones: la recuperación de la actividad extraordinaria en los centros públicos; las derivaciones a la concertada, y a la revisión de las fórmulas de gestión de las listas de espera.

Respecto a la no publicación por parte del actual Gobierno de las cifras de la lista de espera quirúrgica en la web de la Consejería, el consejero ha asegurado que se volverán a publicar "cuando se depuren" los datos porque "estaban mal". También el consejero ha aprovechado su intervención para asegurar que su partido apuesta por la sanidad pública y garantizar que "mientras gobierne el PP nunca va a haber copagos".

Además, ha criticado la gestión hecha por el PSOE de la sanidad, tanto en Cantabria como desde el Gobierno de España. "Ustedes pasaron por la sanidad de Cantabria como la tormenta Bernard por Andalucía: Arrasándolo todo", ha afirmado Pascual, quien ha alertado además de que ahora los socialistas desde Madrid quieren reducir la inversión en sanidad respecto al PIB "condenando al Sistema Nacional a la quiebra" y poniendo a España "a la cola de Europa" en esta materia.

ABSENTISMO LABORAL

Pascual también ha repasado en el Pleno las medidas que el Gobierno está desarrollando para combatir el absentismo laboral, teniendo en cuenta que Cantabria es la comunidad con la tercera mayor tasa, un 7,2%, lo que significa que casi 10.000 cántabros faltan cada día a sus puestos de trabajo por incapacidad temporal.

En la última década se ha disparado un 143% el número de trabajadores que cogen alguna baja a lo largo del año y se prevé que el problema siga creciendo, según el consejero, que ha respondido a preguntas de Vox por este asunto ante el que el partido cree que "hay que hacer algo", ya que supone "pérdidas económicas significativas para las empresas".

Y es que según las cifras recopiladas por Mutua Montañesa, en los dos primeros cuatrimestres de 2023 se perdieron en Cantabria más de dos millones de jornadas. Unas cifras que "preocupan mucho a este Gobierno", a asegurado Pascual, que ha indicado que se está trabajando en medidas como impartir cursos a los profesionales de Atención Primaria, implementar las nuevas tecnologías para reducir la burocracia o mejorar los recursos disponibles en el área de inspección médica.

En este sentido, ha dicho que hay un "grave problema" de falta de inspectores, ya que en la actualidad hay cinco de una plantilla de nueve -uno de ellos de baja- y "no hay relevo", por lo que se intentará "redefinir los puestos para hacerlos más atractivos". También, ha dicho, se está colaborado con Inspección de Trabajo en planes de prevención de accidentes laborales, medidas para cumplir la normativa de riesgos en el trabajo y nuevas vías de relación con las mutuas para controlar las bajas.

CAD LAREDO

Por otra parte, y cuestionada por el PRC, ha intervenido en el Pleno la consejera de Inclusión Social, Begoña Gómez del Río, para hablar de las necesidades de personal del Centro de Atención a la Dependencia (CAD) de Laredo.

En este sentido, ha asegurado que las ratios de personal del CAD "superan las exigidas por la normativa" y ha afirmado que la "adecuada prestación del servicio está debidamente garantizada".

El plan de choque para reducir las listas de espera supera los 4 millones de euros
Comentarios