sábado 28/5/22

Vecinos del barrio Estrada de Comillas han alertado al Ayuntamiento de "problemas de convivencia y seguridad" originados en los últimos días por la llegada de unos nuevos residentes a la zona y la alcaldesa, Teresa Noceda, se compromete a adoptar medidas para atajarlos.

Noceda y el primer teniente de alcalde, Julián Rozas, se reunieron ayer, viernes, con los vecinos de este barrio, a los que ha prometido que el Ayuntamiento adoptará "todas las medidas que estén en manos del Consistorio" para erradicar estos problemas.

Al encuentro asistió también un mando de la Guardia Civil del cuartel de Comillas, a petición de la propia alcaldesa, y el jefe de la Policía Local, Aitor Alcorta.

La regidora ha asegurado que "desde el primer momento" en que se ha tenido conocimiento de los problemas de convivencia y seguridad con estos nuevos residentes, el Ayuntamiento ha comenzado a trabajar junto a las fuerzas del orden y a los servicios sociales "para dar soluciones contundentes y acorde a las competencias que posee el Consistorio".

En este sentido, el primer teniente de alcalde ha señalado que existe una "gran coordinación" entre afectados, Ayuntamiento y Fuerzas de Seguridad para que estos incidentes no se vuelvan a producir y ha hecho un llamamiento a los vecinos a que denuncien los actos "ya que es la única manera de poder actuar".

Entre las medidas adoptadas, Noceda ha avanzado que los agentes de la Policía Local "intensificarán" las patrullas por el barrio tanto para solucionar problemas de convivencia que se puedan producir como para evitar situaciones peligrosas, ha informado en un comunicado el Ayuntamiento.

Asimismo, la regidora ha destacado que el próximo mes se llevarán a cabo las pruebas pertinentes para cubrir una plaza de movilidad con un proceso de oposición libre para tener al menos cinco agentes que permita cubrir el municipio en su totalidad y ha añadido que no descarta sacar una sexta convocatoria y contar con seis agentes para reforzar el servicio.

Comentarios