jueves. 23.05.2024

La Mancomunidad Reserva del Saja llevará a cabo durante los próximos 17 meses el proyecto de economía circular llamado 'Fortexval', que consiste en desarrollar un modelo de gestión forestal innovador para hacer un aprovechamiento sostenible de los recursos de los montes.

Por un lado, se utilizarán las antiguas técnicas de tracción animal -con caballos- para extraer recursos de los montes y reducir el impacto que provocan las máquinas, y por otro, se aprovecharán los matorrales, astillas y elementos de escaso valor para producir biochar, un carbón vegetal con múltiples propiedades y numerosas aplicaciones, considerado como el 'oro negro' de la naturaleza.

La Mancomunidad de la Reserva del Saja, el Centro Tecnológico de Automoción de Galicia (CTAG) y el Centro Tecnológico CTC conforman el consorcio que impulsa esta iniciativa, en la que participan también colectivos como la Asociación Nacional de Tracción Animal y la Asociación de Criadores de Ganado Equino Hispano Bretón de Cantabria.

El proyecto ha presentado este martes en un acto celebrado en el Ayuntamiento de Ruente al que, además de los socios del proyecto y de todos los grupos de interés asociados, ha acudido también la presidenta de Cantabria, María José Sáenz de Buruaga.

Fortexval cuenta con un presupuesto de 619.120 euros y ha logrado captar una ayuda de fondos europeos de 545.000 euros a través de la Fundación Biodiversidad, que invertirá para desarrollar un modelo cuyos objetivos son garantizar la resiliencia de los bosques frente a posibles riesgos naturales, facilitar la fijación de población y ser generador de empleo verde en las zonas rurales.

La primera fase de esta iniciativa es la implementación de actuaciones sostenibles para la extracción de recursos agroforestales. Así, se utilizarán caballos para los trabajos de tracción, recuperando una técnica ancestral para reducir el impacto sobre el terreno y la huella de carbono que dejan las máquinas, y se combinarán con un equipo de última tecnología para el tratamiento de recursos forestales.

Por otro lado estará la producción de biochar, que se realiza calentando la biomasa en un entorno de bajo contenido de oxígeno a través de un proceso llamado pirólisis. El producto resultante es rico en carbono y sirve para incrementar el rendimiento de los cultivos o revitalizar el terreno.

Entre los beneficios atmosféricos, el biochar reduce las emisiones de metano, los malos olores y facilita el atrape de carbono, además de que multiplica la fertilidad del suelo, según han explicado en la presentación. Así, el biochar producido en el marco del proyecto Fortexval se probará en espacios agroganaderos de la Mancomunidad. Al final de la jornada de lanzamiento del proyecto la presidenta de Cantabria ha hecho su valoración y ha destacado la "gran importancia" de este tipo de iniciativas.

INICIATIVA "EXPORTABLE A OTRAS ZONAS"

Buruaga ha abogado por avanzar hacia modelos de aprovechamiento sostenible de los recursos forestales en una comunidad autónoma donde, según ha recordado, el 70% de la superficie es bosque. "Estamos ante una iniciativa trasformadora, ejemplarizante y que puede ser exportable a otras zonas de similares características en la región", ha considerado la presidenta, que ha puesto de relieve la capacidad de "generar nuevas oportunidades de desarrollo económico y de empleo" en esa zona rural y, con ello, "avanzar en el objetivo compartido de retener población".

La presidenta ha ofrecido la colaboración del Gobierno en este proyecto que parte de "una suma de esfuerzos" entre la Mancomunidad, que aporta "el conocimiento del medio y el territorio", y los otros dos socios tecnológicos, que garantizan el aval técnico. "Son las mejores mimbres" ha asegurado, añadiendo que el Ejecutivo estará pendiente del desarrollo de este proyecto, que se prolongará hasta el 30 de julio de 2025, para evaluar sus resultados y "las posibilidades de cara al futuro".

Arranca en la Reserva del Saja un proyecto para aprovechar los recursos forestales y...
Comentarios