lunes. 27.05.2024

La Consejería de Inclusión Social, Juventud, Familias e Igualdad tendrá en 2024 un presupuesto de 297,6 millones, un 3,8% más que en 2023, con más recursos para la dependencia, parte dirigidos a garantizar la libre elección de residencia; y en el que se mantiene el complemento de la Renta Social Básica y aumentan un 66% las ayudas para el carné de conducir, con las que se pretende llegar a un millar de jóvenes. Además, tal y como se había anunciado, estas cuentas incluyen "por primera vez" una aportación de 376.000 euros para colaborar con el Ayuntamiento de Santander en la financiación de los gastos del Centro de Acogida Princesa Letizia.

Se trata de unas cuentas que "refuerzan las bases para construir la Cantabria de las oportunidades sociales", tal y como ha señalado este lunes en la rueda de prensa de presentación del presupuesto la consejera del área, Begoña Gómez del Río. El 95% de la cifra global de las cuentas de la Consejería lo acapara el presupuesto del Instituto Cántabro de Servicios Sociales (ICASS), que crece un 3,89% -en 9,87 millones-, hasta los 263,4, una cantidad que se eleva a 271,4 si se tienen en cuenta los 8 de fondos del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR).

En torno al 65% del presupuesto del ICASS, se destinará a la promoción de la autonomía personal y la atención a la dependencia, un programa que crece hasta los 175,64 millones, con 7,8 millones más que en 2023 lo que supone un incremento de casi 4,7%. Parte de este incremento del programa se dirigirá a financiar la medida implantada el pasado octubre para garantizar la libre elección de centro residencial, que consiste en una prestación económica que ayuda a sufragar el coste de una plaza privada a aquellas personas que no han obtenido una concertada en la residencia de su elección.

Así, en la actualidad hay 58 personas en lista de espera para obtener esa plaza concertada, que podrían solicitar esa ayuda para costearse una residencia privada hasta que se les conceda. De esas 58 personas, la mayoría son del área de Santander, 39; aunque también hay 11 de la de Torrelavega, 8 en la de Laredo y por ahora ninguna en la de Reinosa, según datos actualizados hasta hoy, que cambian continuamente.

En este presupuesto, crecen un 6,9%, hasta los 22,3 millones, las prestaciones del sistema de dependencia, creándose una partida específica de 100.000 euros para medidas de apoyo directo a cuidadores en el entorno familiar, y se aumentan en 5 millones las partidas para las plazas concertadas en residencias.

Por otra parte, al programa de prestaciones y programas de servicios sociales se destinan 71,7 millones, un 3,76% más, que se dirige en parte a "reforzar" los servicios sociales de Atención Primaria, que son el "primer nivel" de asistencia y el que "antes llega a los cántabros", según ha subrayado Del Río.

Dentro de eso 71,7 millones, hay 15 para la RSB, con el anuncio por parte de la consejera del mantenimiento en 2024 de la prestación temporal complementaria de la misma, dando continuidad así a la medida implantada en abril de 2022 por el anterior Gobierno (PRC-PSOE) para hacer frente a los efectos económicos derivados del alza de precios de energía y suministros básicos, provocada por la guerra de Ucrania. Esa prestación complementaria es del 15% de la cuantía mensual reconocida que le corresponda percibir a la persona beneficiaria de RSB.

También el presupuesto del ICASS destina casi 1,5 millones a la atención a personas mayores (19,25%) y casi 14,5 millones al programa de atención a la infancia, adolescencia y familias, un 5,18% menos, dirigido en su mayor parte a financiar, por ejemplo, las estancias concertadas en centros de menores. Además, hay 60.000 euros para programa de seguimiento preadoptivo y aumentan las dotaciones de los programas de acogimiento familiar, entre otras cuestiones.

El presupuesto del ICASS se completa con los 8 millones de los fondos de recuperación y resiliencia, de los que 6,5 irán a inversiones y el resto a transferencias de capital. Uno de los proyectos que se financiarán con cargos a este dinero es la ejecución de la ya anunciada nueva residencia en Castro Urdiales con plazas de referencia para personas dependientes con grave deterioro cognitivo; a la creación de un centro de apoyo a los cuidados a lo largo de la vida en las antiguas instalaciones del centro de atención de menores protegidos de General Dávila; a 20 viviendas para personas sin hogar; a la adaptación de los centros de dependencia del ICASS al nuevo modelo de cuidados de larga duración; a la adaptación y mejora de residencias, o al desarrollo de un a sistema de teleasistencia avanzada, entre otros.

Además del presupuesto del ICASS, hay otros 26 millones que se dividen entre las distintas direcciones generales: 9,7 para la de Inclusión, Familias e Igualdad; 8,6 para la de Juventud, Cooperación al Desarrollo y Voluntariado, y casi 5,3 para la de Dependencia, Atención Sociosanitaria y Soledad no Deseada, experimentando todas ellas incrementos respecto a 2023. En cambio, cae casi un 9% los recursos de la Secretaría General de la Consejería, hasta los 2,45 millones.

El mayor incremento por direcciones generales es la de Dependencia y Atención Sociosanitaria y Soledad no Deseada, con un 21% más de recursos, incluyendo dentro de estos 5,28 millones fondos del mecanismo de recuperación y resiliencia, incluyendo un millón para la lucha contra la soledad no deseada y recursos para unas viviendas en las que personas sin hogar con problemas de la salud podrán alojarse y recibir atención hasta que se recuperen. Además dentro de esta dirección hay 376.000 euros para el Centro Princesa Letizia.

Esta dirección general también se ocupará de la elaboración del plan funcional Parayas. Cuestionado por el proyecto de atención sociosanitaria que el Gobierno desarrollará en el antiguo centro psiquiátrico de Parayas, la consejera ha indicado que dependerá del estudio de las necesidades asistenciales que se está elaborando y que se prevé terminar "a finales de este año o principios del que viene". Por tanto, no hay ninguna partida en las cuentas de 2024 para este proyecto.

Por otra parte, el presupuesto de la Dirección de Inclusión Social, Familias e Igualdad se dirigirá principalmente acciones para la erradicación de la violencia de género y fomento de la prevención y sensibilización y, por otro lado a acciones en materia de igualdad.

Se continuará con el Plan Corresponsables (2,8 millones) y habrá 2,1 millones del Pacto de Estado contra la Violencia de Género. Además, hay 1,6 millones para desarrollar un plan de fomento a la natalidad.

Y en relación a la otra dirección general, la de Juventud y Cooperación se distinguen fundamentalmente dos líneas. En materia de Juventud se aumentan un 27% las aportaciones para las actividades juveniles de los ayuntamientos y un 10% las dirigidas a fomentar el asociacionismo juvenil y además crecen un 66%, hasta los 200.000 euros, las ayudas para sacarse el carné de conducir. Por otra parte, se destinarán 3,9 millones a acciones de cooperación al desarrollo y voluntariado.

Al margen del presupuesto de la Consejería, Gómez del Río ha destacado la modificación legal que se introducirá en la Ley de Cantabria de Parejas de Hecho para garantizar que aquellas que tienen familia numerosa tengan los mismos derechos que aquellas parejas con vínculos conyugales.

Sube un 3,8% el presupuesto de Inclusión Social, que destina más a dependencia y...
Comentarios