jueves. 23.05.2024

Francisco Ortiz (Astillero, 1968) tiene una larga trayectoria política en el municipio que le vio nacer. Concejal desde 2011 y alcalde entre 2015 y 2019, estas son las cuartas elecciones en las que se presenta, después de una legislatura marcada, como él mismo explica, por falta de transparencia en la gestión. De cara al próximo 28 de mayo, el regionalista es consciente de las necesidades de un municipio que necesita de proyectos que transformen su actividad social y cultural, muchos de los cuales necesitarán un amplio consenso en el Consistorio.

No es su primera candidatura. ¿Cómo afronta esta campaña?

Todas las campañas son diferentes porque se desarrollan en un contexto distinto. En este caso, algunas de las fuerzas políticas que se presentan en Astillero son nuevas, aunque es gente conocida de otras fuerzas. Concurrimos ocho agrupaciones, así que el voto se puede dispersar, aunque entiendo que aquellas que tenemos vocación de gobierno somos más conocidas, con nombres y apellidos.

Ha estado en el Gobierno de Astillero y en la oposición. ¿Qué balance hace de la legislatura que ahora termina, marcada por la pandemia?

La excusa de la pandemia le ha dado al alcalde una coartada para excederse un poco en su propio autobombo

No se puede negar que ha sido una legislatura francamente complicada para los ayuntamientos y el Gobierno regional, pero ha sido gestionada satisfactoriamente en general. Ha habido mucha implicación por parte de los ayuntamientos, al igual que por parte del Gobierno de Cantabria. Pero hay que establecer diferencias en los ayuntamientos. Al margen de que los alcaldes gozaran de mayoría absoluta o no, algunos han contado más con las fuerzas de la oposición a la hora de realizar actuaciones o atender las necesidades de los ciudadanos. Creo que en Astillero, la excusa de la pandemia le ha dado al alcalde una coartada para excederse un poco en su propio autobombo y marketing personal. Pero es una crítica al margen, en general la valoración de la gestión de la pandemia ha sido buena.

No han sido pocas las veces que la oposición se ha unido para criticar o denunciar alguna acción del equipo de gobierno. ¿Qué valoración hace de la gestión en estos años?

Estas actuaciones en las que el PRC, el PSOE y el PP hemos alzado la voz de forma conjunta frente a determinadas actuaciones del alcalde Soberón, como fue el intento de privatización de la Escuela Taller de Astillero, tratar de anular los contenedores soterrados en el municipio o actuaciones de dejadez frente a la gestión de las dársenas, han sido una muestra del hartazgo frente al ocultismo y la falta de transparencia que ha demostrado el alcalde durante toda la legislatura. Tomó la decisión al comienzo de gobernar en solitario, no fue capaz de buscar el acuerdo con otras fuerzas políticas de forma real y honesta, lo que le podía haber dado amparo y un gobierno estable. Castigó a todas las fuerzas de la oposición a una falta de transparencia y acceso a la información pública. Solo era una acción lógica frente a las actitudes de falta de talante democrático por parte del alcalde.

Han sido cientos las facturas que se han pagado en esta legislatura al margen de contratos con las empresas que prestan servicios en Astillero

¿Cuáles son las prioridades de su programa para los próximos cuatro años?

Recuperar el pulso de la gestión responsable en nuestro Ayuntamiento. Han sido cientos las facturas que se han pagado en esta legislatura al margen de contratos con las empresas que prestan servicios en Astillero. La gestión de los contratos públicos, de los servicios que prestan las empresas concesionarias, como limpieza de edificios, recogida de basuras, mantenimiento y conservación de parques y jardines, gestión de espacios culturales, han estado al margen de la atención del alcalde. La licitación de los contratos ha dormido el sueño de los justos, y ha sido el Pleno municipal el que se ha obligado a dar paso a determinadas facturas. La gestión ha sido tan irresponsable que tengo que recordar que hay una sentencia condenatoria para el alcalde por la cual el juez dice que se han pagado de forma ilegal 1,2 millones de euros en facturas fuera de contrato y de control y fiscalización del Ayuntamiento, y que fueron usurpadas las competencias del Pleno municipal en favor de lo que decidieron el alcalde y sus tenientes alcaldes, que fue aprobarlas en una Junta de Gobierno local. Todavía está pendiente en el TSJC por un recurso presentado por el alcalde, una patada adelante para no reconocer que había metido la pata de forma estrepitosa, aun habiendo recibido nuestras advertencias en comisiones informativas sobre la ilegalidad del pago de estas facturas.

Y respecto a las obras, ¿cuál es el balance de esta legislatura?

Algunas duermen el sueño de los justos, como el Puente de los Ingleses, las aceras en la calle Mediterráneo, la rehabilitación urbana de los viales en Ría Solía 3 y 5, el estanque de La Cantábrica. Nos han venido contando películas durante toda la legislatura, pero la realidad es que solo se han realizado dos, en las que ha intervenido de manera fundamental la financiación del Gobierno de Cantabria. Una ha sido el parque infantil de La Cantábrica, donde más del 80% del presupuesto ha corrido a cargo del Ejecutivo cántabro y cuya financiación había sido comprometida en la legislatura pasada; la otra ha sido el puente de hierro, obra financiada al 100% por el Gobierno de Cantabria, por más que el actual alcalde de Astillero no le prestara atención y prefirió buscar culpables en los papeles. Es lamentable, pero la atención del actual alcalde de Astillero ha estado centrada en un marketing político y permanente, y en esto es un maestro, pero pensamos que el alcalde de un pueblo como Astillero, de 18.200 habitantes, tiene que estar más centrado y preocupado en los temas reales que interesan a los vecinos: obras importantes y mejoras de los servicios públicos.

Antes mencionaba el pago ilegal de 1,2 millones de euros en facturas. Si finalmente no se acepta el recurso, ¿cómo puede afectar esto a un Ayuntamiento como el de Astillero?

Hay que aclarar que ese dinero ya está pagado. En ningún momento las empresas dejaron de cobrar porque la demanda de PRC y PSOE no pidió la suspensión cautelar del pago de las facturas. No queremos crear un perjuicio a cientos de proveedores que se ven afectados por este pago y la negligencia y falta de gestión responsable por parte del alcalde. Lo que pedimos es que esas facturas fueran fiscalizadas y supervisadas por técnicos municipales y por la Corporación, es decir, que pasaran por el Pleno municipal, y allí se decidirá si el pago era el correspondiente a esas facturas. Llegará el momento en que eso tenga que ocurrir, pero por el momento el juez dijo que se pagaron de forma ilegal siendo aprobadas por alguien que no tenía esa competencia. Esa competencia era del Pleno municipal.

Necesitamos ya un centro cultural a la altura de las necesidades

¿Qué le transmiten los vecinos? ¿Qué necesidades reclaman?

El Grupo Regionalista conoce perfectamente las necesidades del municipio. En 2011 entramos en la oposición, ostentamos la responsabilidad de gobierno de 2015 a 2019, y eso nos facilita un conocimiento amplio de las necesidades y las carencias del día a día. Los vecinos nos demandan unos buenos servicios públicos, es decir, que no tengamos que ver el espectáculo de las basuras en la acera por falta de mantenimiento de los contenedores soterrados; que las calles estén limpias, aunque ahora no gozamos de contrato que ha venido prestando la recogida de basuras, que ha caducado. Se sabía desde hace tiempo cuándo iba a caducar, pero no ha estado en la agenda del alcalde. La mejora de los servicios tiene que ser una dinámica constante y permanente de este Ayuntamiento. Ahora bien, en nuestro programa electoral llevamos tres proyectos que pretendemos que sean transformadores. Estamos muy interesados y preocupados, porque también nos lo dicen los vecinos, en dotar al centro urbano, en la zona del edificio del Mercado de Abastos, de un polo de atracción social. Es algo que demanda la ciudadanía: hacer compatible la presencia de negocios tradicionales y transformar ese espacio para el ocio, hostelería, diversión y cultura, de forma que sea un punto de encuentro de los vecinos.

Respecto a los jóvenes, que algunas veces parecen estar un poco desubicados con esos botellones por nuestras sendas verdes o instalados en los soportales, creemos que es hora de que el Ayuntamiento tenga ya su Casa Joven, y pensamos que el lugar idóneo para ello, y así lo hemos hablado con gran número de jóvenes, va a ser la Casa Azul de la calle Industria. Actualmente es un centro expositivo sin ningún uso, y es un edificio municipal con unas potencialidades importantes. Allí se podrá desarrollar un ocio responsable y saludable. Creo que es un proyecto que puede ser una realidad en un corto periodo de tiempo y con una inversión relativamente factible.

Y por último, nuestro gran proyecto estrella, que requerirá del consenso de una amplia mayoría en el Ayuntamiento porque tendrá un recorrido de años. Se trata de la transformación de la antigua central eléctrica de Electra de Viesgo. Buscamos firmar un convenio entre Ayuntamiento, Gobierno de Cantabria y la propia Electra de Viesgo para transformarlo en un gran centro cultural que Astillero necesita, y que creo que va a venir a dar respuesta a unas necesidades culturales en todo el arco sur de la Bahía. Es un edificio de 1905 que tenemos que aprovechar y poner en valor. Ya tuvimos conversaciones durante la legislatura en la que gobernamos, y creemos que es factible. Necesitamos ya un centro cultural a la altura de las necesidades, donde se puedan desarrollar actuaciones de teatro, musicales, un centro expositivo con amplias salas. Es decir, recuperar un espacio en desuso y ponerlo en valor para dar respuesta a una necesidad en el ámbito cultural que se viene demandando desde hace año.

Menciona que para este último proyecto se necesita el acuerdo de una mayoría amplia en la Corporación. ¿Ve posible un pacto con algún partido si así lo indicaran las urnas? ¿Incluido Cs?

Las relaciones institucionales son fundamentales, mantener los cauces abiertos de forma permanente solo redunda en beneficio para las inversiones

El PRC está dispuesto a sentarse a hablar con aquellos que traigan proyectos serios y demuestren honestidad en sus planteamientos. No tenemos líneas rojas con ninguna formación política. Dicho esto, las condiciones marcadas y señaladas en la legislatura que ahora concluye marcan unas posibilidades más próximas que otras. Con aquellos que han demostrado que te han ninguneado y no han buscado nunca un consenso verdadero y leal, entiendo que va a ser más difícil. De la confianza nacerá el acuerdo, y la confianza no se gana en poco tiempo y se ha podido perder durante muchos meses o incluso años. Dispuestos a hablar con todos de los proyectos que realmente interesen a los vecinos de Astillero.

¿Cree que la situación política nacional puede condicionar el voto de la población en estas elecciones?

Creo que no, y lo digo por la experiencia que adquirí siendo alcalde durante cuatro años. Cuando las necesidades que tiene un municipio no pueden ser satisfechas por sí mismo, la primera mirada es hacia el Gobierno regional, a través del Fondo de Cooperación Local o a través de las distintas líneas de ayudas que se establecen por parte del Ejecutivo de Cantabria. El Gobierno nacional y los Fondos Europeos creo que nos quedan aquí un poco lejos, y si llegamos a recibirlos siempre es a través de programas, acciones o líneas de subvenciones que se establecen a través del Gobierno regional. Ir más allá no es lo habitual, aunque sí es verdad que están ahí y es algo que hay que explorar.

Y a nivel regional, ¿afectará mucho un Gobierno regionalista en Astillero y otro en Cantabria, o las relaciones institucionales son independientes?

Las relaciones institucionales son fundamentales, mantener los cauces abiertos y las líneas abiertas de forma permanente solo redunda en beneficio para las inversiones. Y muchas veces eso forma parte del talante que muestra el Gobierno local. Me consta que cuando hemos tenido responsabilidad, los teléfonos de todas las consejerías, incluso del presidente, siempre han estado abiertos y nos han prestado una atención importante. Y me consta que también ahora. La relación de inversiones que ha realizado el Gobierno regional en el Ayuntamiento de Astillero y en Guarnizo en esta última legislatura han sido por varios millones de euros, lo que pasa es que el alcalde no quiere hablar de eso, evidentemente. Pero son fundamentales. Por ejemplo, la transformación a tecnología led de prácticamente todas las luminarias públicas ha sido con fondos del Gobierno regional. Eso alguien se lo calla por mor de atribuírselo a sí mismo. El Gobierno de Cantabria siempre ha mirado bien a Astillero y Guarnizo indistintamente de quien esté gobernando, pero si gobernamos nosotros somos más próximos a pedir para traer cosas buenas a nuestro gobierno.

"La prioridad del PRC es recuperar el pulso de la gestión responsable en el...
Comentarios