viernes. 22.09.2023

Juventudes Socialistas (JJSS) de Santander ha pedido al Ayuntamiento puntos violeta y mayor oferta de movilidad en los distintos festivales de la ciudad ya que considera que los celebrados recientemente, como el Negrita Music Festival de este fin de semana en la Virgen del Mar o el Reggaeton Beach Festival del pasado mes de julio, han demostrado los "déficit estructurales con los que cuenta la periferia".

La organización juvenil se ha mostrado preocupada por la "sobrecarga demostrable" que ha sufrido la línea 17 del TUS durante el último festival, "con pocas frecuencias y un exceso de demanda que privó a cientos de jóvenes a usar el transporte público para acudir al recinto". A ello, se le suman las quejas de la asociación San Román en acción, que ha criticado la "mala organización" por parte del Ayuntamiento.

Y es que, según el secretario general de JJSS, Alejandro Hernández de las Casas, "la cuestión no se centra solamente en las malas frecuencias, sino en la falta de alternativas y en el riesgo que supone para las asistentes un trayecto de más de 30 minutos andando con una plantilla reducida de la Policía local y una gran aglomeración de personas".

Es por ese motivo que Juventudes Socialistas ha insistido en la necesidad de implementar mejoras "urgentes" de cara a futuros festivales con el objetivo de conseguir un entorno limpio, sostenible y seguro.

En su listado de propuestas, reclama la creación de un itinerario peatonal nocturno con distintos puntos violetas durante el trayecto, alternándose con los diferentes autobuses nocturnos de la ciudad, y la instalación urgente de marquesinas en San Román, medida aprobada por el pleno del Ayuntamiento de Santander el pasado mayo.

Respecto al itinerario peatonal, de las Casas considera "primordial" este tipo de medidas que tienen como objetivo mejorar la calidad asistencial y la seguridad, poniendo especial atención en las agresiones y actitudes machistas, que JJSS señala que "a día de hoy cuentan con un 15% de negacionismo entre los más jóvenes".

La organización también solicita una mayor atención al pueblo de San Román e insiste en la necesidad de ampliar frecuencias de autobús y de analizar la creación de nuevas líneas periféricas que conecten con la universidad, favoreciendo el asentamiento juvenil en los extrarradios de la ciudad y frenando la perdida de relevo generacional en esos entornos.

Por último, ha remarcado la "falta de calidad" del servicio de limpieza en estos tipos de celebraciones, favoreciendo la "proliferación de vertederos ilegales y el detrimento del entorno litoral de Santander". Por ello, también demanda a la nueva dirección de MARE la apertura del punto limpio y una colaboración más fluida del Ayuntamiento de Santander con las distintas asociaciones de la ciudad.

 

Comentarios