lunes 6/12/21

La renovación territorial del PP continúa con su hoja de ruta tras la Convención Nacional y ya trabaja en un calendario provisional de fechas al que se debe dar luz verde, si bien la idea es dedicar los próximos meses a los cónclaves pluriprovinciales y empezar a partir de marzo de 2022 con los uniprovinciales. Una vez terminados los congresos provinciales, el PP se volcará ahora en sus congresos autonómicos, entre ellos en Cantabria.

Entre las renovaciones que se barajan está la de la cúpula del partido en Cantabria, donde es posible que la dirección nacional del PP también opte por la renovación de un partido en manos de María José Sáenz de Buruaga. Que sean algunos alcaldes los posibles nuevos líderes de los partidos regionales también es una opción latente y ya se oye en algunas de las comunidades del país, como es el caso de Jorge Azcón, alcalde de Zaragoza, o de Gema Igual, alcaldesa de Santander. En el caso de Cantabria, Igual está en las principales apuestas, aunque el pasado agosto afirmaba que hasta el momento no se planteaba ser otra cosa que alcaldesa de Santander. "Dependerá de María José Sáenz de Buruaga y de los jefes que tenemos en Génova", sentenciaba cuestionada por este tema.

Por lo pronto, ya tiene fecha el de Andalucía, que tendrá lugar entre los días 19 y 21 de noviembre en la ciudad de Granada. Aunque en los próximos días se convocarán más congresos regionales, ninguno de ellos tendrá lugar antes de noviembre dado que los Estatutos marcan un tiempo de 45 días entre su convocatoria y su celebración con el objetivo de cumplir con los trámites establecidos.

Aparte de Andalucía, están pendientes más de una decena de congresos regionales: Extremadura, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Asturias, Cantabria, La Rioja, Navarra, Aragón, Canarias, Madrid y Murcia, así como en las ciudades autónomas de Ceuta y Melilla.

Tras los nuevos liderazgos en la Comunidad Valenciana y en Baleares, con Carlos Mazón y Marga Prohens, respectivamente, el partido no descarta más cambios en otros feudos con el objetivo de lanzar su alternativa ante las autonómicas y municipales de 2023, que quiere que sean trampolín de una victoria de Pablo Casado en las generales que se celebrarán unos meses después.

Comentarios