martes 25/1/22
PROTAGONISTA 2015-JURISTA

“En la crisis humanitaria los municipios deben tener una presencia armónica, no ser solo herramientas del Estado”

Elpidio José Silva considera que “España emplea muy poco dinero a la ayuda humanitaria”.

El jurista y político Elpidio José Silva
El jurista y político Elpidio José Silva

El jurista y político Elpidio José Silva (Granada, 1959), conocido por el caso Blesa, analiza el comportamiento de España y Europa en la crisis humanitaria generada por la guerra en Siria, y reflexiona sobre el estado de la política y el sistema judicial en España.

¿Considera que Europa está dando una buena respuesta a la crisis humanitaria actual?

Hay que tener en cuenta que la inmigración ya tiene carta de naturaleza jurídica en el caso de personas que provienen de países en guerra. Además, tenemos convenios firmados que Europa tiene que cumplir.

En lo que se refiere a las ayudas de este tipo, la realidad es que España emplea muy poco dinero a la ayuda humanitaria. Posiblemente estemos por debajo del 20%. Un país como el nuestro, que tiene una historia de exilio, de emigración y de inmigración con motivo de la Guerra Civil, debería situarse como líder en este sentido.

Soy consciente de que movimientos migratorios de este tipo pueden generar inseguridad en la ciudadanía ante la posibilidad de que se genere violencia o que se introduzcan en el país agentes terroristas, pero ahí están las fuerzas de seguridad, ahí está la policía para controlar esta posible entrada.

¿Qué opinión le merece la iniciativa de Red de Municipios de Acogida?

Personalmente creo que las improvisaciones no son convenientes. Cualquier iniciativa sin plan del Estado no debería ponerse en marcha. El Estado debe ser quien esté al frente. Ahora bien, está ahogado, por lo que la ayuda a los refugiados debe ser, en realidad, que no se queden marginados cuando lleguen a nuestro país.

Es importante saber que nuestro país está en campaña permanente por las elecciones que, presumiblemente, serán en diciembre. Esto está determinando la forma de afrontar la crisis migratoria.

Entonces, los municipios deben formar parte de la iniciativa del Estado.

El Estado debe estar muy presente en la gestión que se haga en España de la crisis migratoria. Este fenómeno se sitúa en una política de Estado, y es ahí donde deben estar presentes los ayuntamientos y municipios. Pero debe ser una presencia armónica. Los municipios no deben ser solo herramientas que apliquen las políticas. Debe ser algo coordinado entre todos.

¿Cómo afronta las elecciones de diciembre?

Renovación Democrática Ciudadana (RED) tiene un programa electoral muy concreto. Es evidente que el partidismo ya no funciona, y el partido que gane necesitará del apoyo del resto. En este sentido, Ciudadanos deberá demostrar si realmente es un partido autónomo o es un apoyo del PP. Por su parte, Podemos debe remontar para tener una posición similar a la que tenía cuando inició su andadura.

En cualquier caso, Cataluña va a marcar un punto de inflexión importante en las próximas elecciones. La situación es muy delicada, y la política y su forma de afrontar los problemas también.

La ciudadanía está abandonada, no cree en la clase política. La abstención lo demostrará. Los líderes políticos están en franca caída, sobre todo los de los principales partidos, y el resto de formaciones deben hacer esfuerzos para poder afrontar las elecciones.

¿Qué tipo de esfuerzos? ¿De comunicación, políticos, sociales, …?

Un esfuerzo de legitimidad, que los ciudadanos crean en lo que transmiten los políticos. Los desahuciados, los desempleados, los estudiantes que no pueden acceder a becas para estudiar. La gente debe creer en estos líderes, y debe percibir que cambian las cosas.

Pero estos cambios no significan romper con lo anterior, no son cambios radicales. El cambio es que la gente crea que jugamos limpio, que hay otra forma de proceder. En este sentido, la corrupción es la madre del paro, de la crisis que estamos viviendo.

¿Cuál es la salud del sistema judicial en nuestro país?

La independencia judicial está en entredicho. Los que hemos estado ahí sabemos lo que hay. El sistema judicial tiene un problema básico: falta de independencia por culpa del Consejo General del Poder Judicial, cuyo presidente, Carlos Lesmes, cree que los jueces se controlan con zanahoria y palo. No hay respeto a los jueces que tratan de atacar la corrupción. Algunos lo hemos vivido de forma inmediata. No tenemos mecanismos reales de intervención.

Un caso claro es Cataluña. Algo debe funcionar mal si el Gobierno de España debe acudir al Tribunal Constitucional para tratar este problema.

¿Cuál es su visión de España económicamente hablando?

España es uno de los países con más potencial de Europa, pero todo el aparato debe actuar de otra forma para que las ganas de hacer, como ocurre en Cantabria, tengan el impulso que necesitan. La Administración debe ser más ágil. El riesgo financiero es fundamental en estas actuaciones, pero eso no debe impedir pensar en el largo y medio plazo, y no solo en medidas cortoplacistas.

Comentarios