sábado 21/5/22

El secretario general del PRC y presidente autonómico en funciones, Miguel Ángel Revilla, prefiere seguir dirigiendo Cantabria con un Gobierno "estable", esto es bipartito, pero ha advertido al respecto de que no se reeditará la coalición con el PSOE si su líder estatal, Pedro Sánchez –que previsiblemente seguirá siendo el jefe del Ejecutivo central– no atiende los compromisos "ineludibles" del Estado con la comunidad autónoma. Así lo ha avisado el regionalista a preguntas de los periodistas hoy miércoles, un día "muy importante" en el que el diputado del PRC en el Congreso, José María Mazón, ha iniciado la ronda de contactos del jefe del Estado, el rey Felipe VI, con los grupos parlamentarios para proponer un candidato a la investidura. Además, por otro lado, esta jornada se reúnen por primera vez el PRC y el PSOE dentro de las negociaciones para conformar el Gobierno autonómico.

"Son dos pactos", sentencia el presidente autonómico

"Si no hay esos compromisos, no hay Gobierno de coalición con el PSOE, aquí y en Madrid", ha avisado Revilla, que se ha referido así al voto regionalista en la Cámara Baja, que puede ser "decisivo" para que Sánchez sea investido presidente y al acuerdo con el PSOE de Cantabria si se cumplen las condiciones planteadas por el PRC: el pago de las obras del Hospital Valdecilla, los trenes a Madrid y Bilbao y el apoyo al polígono industrial previsto en La Pasiega. "Son dos pactos", ha sentenciado el presidente autonómico, que ha agregado además que para avanzar en los municipales –en aquellos ayuntamientos en los que el PRC puede formar parte del equipo de gobierno– es condición "sine qua non" que el acuerdo con el PSOE sea "doble", es decir en Cantabria y en España. Acuerdo que deberá sustentarse en un compromiso "explícito, claro y contundente" de que el Gobierno central va a acceder a las reivindicaciones "históricas" de la comunidad autónoma. "Si se atienden, no habrá ningún problema. Si no, sí hay problema", ha insistido Revilla, que sigue "a la espera" de que le llame Sánchez.

Preguntado por esa llamada, ha considerado "lógico" que no lo haya hecho aún, y cree que lo hará una vez se produzca el primer contacto de negociación entre ambos partidos en la comunidad autónoma, fijado para hoy miércoles. La reunión se produce después de que los regionalistas plantearan al PP (segunda fuerza más votada con nueve escaños) la posibilidad de gobernar en minoría llegando a acuerdos puntuales. A este respecto, el líder del PRC –que ganó las autonómicas con 14 parlamentarios, el doble que los logrados por el PSOE– ha admitido que le gustaría garantizar una legislatura "seria" y "estable" como las que a su juicio ha habido "siempre" que su partido ha estado en el Gobierno y excepción de la última, en la que hubo "algún problema con el socio", después del cambio en la Dirección del PSOE, cuando la vicepresidenta autonómica, Eva Díaz Tezanos, fue relevada en la Secretaría General por Pablo Zuloaga. "A mí me gusta más una estabilidad garantizada para cuatro años de Gobierno", ha confesado el presidente y candidato a la reelección, que ha apuntado no obstante que ahora el PRC tiene "fuerza", tanto en Madrid como en Cantabria, para exigir condiciones que "no son distintas a las que toda España tiene". "Que nadie entienda que aprovechamos esta coyuntura para ordeñar la vaca", ha precisado al respecto, para aludir así, por ejemplo, a la llegada de la alta velocidad a otras comunidades autónomas. "Pedimos ser unos españoles más", ha remachado.

"No hay duda de que el presidente voy a ser yo"

En cualquier caso, y para finalizar, ha afirmado que en Cantabria "va a haber Gobierno. Eso está claro. De una manera u otra" y ha agregado al respecto que "no hay duda de que el presidente voy a ser yo". Al hilo, ha apuntado a la posibilidad de que si no se cumplen los compromisos del Estado con la comunidad autónoma, el PRC tendrá la posibilidad de romper el Gobierno, algo que en su opinión tenía que haber hecho cuando se incumplió la promesa de adjudicar el AVE por la Meseta. "Ahora ya no es cuestión de decir palabras que ya no nos creemos", ha concluido Revilla, que ha hecho estas declaraciones tras presentar la iniciativa Camioneros contra el cáncer.

Comentarios