jueves. 30.06.2022

El Ayuntamiento de Castro Urdiales ha adjudicado, por 13.800 euros (IVA incluido) a la empresa Estudio de Ingeniería Dynamis, el estudio de patologías de la estructura de hormigón de la Plaza de Toros.

El Consistorio ha explicado en un comunicado que este es el primer paso para poder realizar un proyecto de reparación de dicha estructura y posteriormente otro de cubrición para convertir este espacio en un centro de congresos que albergue eventos y actividades para la ciudadanía.

La finalidad del estudio que se ha adjudicado ahora es la de concluir si el sistema estructural vigente reúne las condiciones de seguridad suficientes para cumplir con las bases de diseño y criterios de cálculo previamente establecidos o si por el contrario no las cumpliese acotar la vida útil residual de sus elementos y evaluar la viabilidad técnica para reforzar los diferentes elementos estructurales que así lo requieran y describir las actuaciones que es necesario acometer sobre la estructura de hormigón armado.

Se trata de evaluar, cuando se cumplen 110 años desde su construcción, las condiciones en las que se encuentra la Plaza de Toros y determinar las intervenciones que habría que llevar a cabo, en el caso de que esta no presente las condiciones idóneas para su uso y disfrute.

La alcaldesa, Susana Herrán, ha explicado que la estructura de hormigón de la Plaza de Toros tiene daños que han obligado a dictar resoluciones para que no se use esta instalación por el riesgo que suponía para usuarios.

Ha recordado que a lo largo de las últimas legislaturas ha habido que hacer "muchas pequeñas intervenciones de reparación", sobre todo para cubrir unos mínimos que permitieran que las asociaciones que allí tienen locales pudieran realizar sus actividades, pero ha destacado que "nunca" se ha iniciado un "proyecto tan ambicioso" para recuperar este "emblemático" edificio y para darle un uso y un valor adicionales a los que ya tiene a nivel arquitectónico.

Herrán ha resaltado que se trata de una edificación de gran interés arquitectónico y artístico que fue diseñada y construida por el arquitecto castreño Eladio Laredo en los años 1911 y 1912.

Además, se trata de una instalación deportiva que tiene un aforo de 5.100 personas. Ninguna otra instalación municipal tiene esta capacidad de albergar público en sus graderíos.

"Dentro de nuestros compromisos con los ciudadanos y ciudadanas de Castro está el recuperar este edificio de tanto interés arquitectónico y artístico y de tanto valor para castreños y castreñas", ha señalado.

Comentarios