lunes. 17.06.2024

Los integrantes del Programa de Educación Ambiental y Voluntariado (PROVOCA) del Gobierno de Cantabria ya han realizado más de 2.000 actividades de mejora del medio ambiente.

Así lo ha destacado este sábado el consejero de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Guillermo Blanco (PRC), durante su participación en Puente Viesgo en una actividad de las actividades de 'PROVOCA'.

Según datos aportados por el Gobierno regional en una nota de prensa, desde la puesta en marcha del programa en 2012 y hasta la actualidad, ya se han programado 2.002 actividades, en las que han participado hasta 17.625 voluntarios distintos que suman hasta 59.088 participaciones en total.

En el caso de la actividad de hoy en Puente Viesgo, cerca de 30 voluntarios han participado en una plantación arbustiva con unos 180 pies de especies de árboles y arbustos que fomentarán la regeneración ambiental del entorno de un terreno propiedad de la Junta Vecinal de Vargas que lleva años deteriorándose por la actividad de la cantera anexa. Además, también se ha realizado un lanzamiento de bombas de semillas para poder revegetar aquellas zonas más inaccesibles para los participantes.

Durante su presencia en la actividad de hoy, Blanco ha destacado una vez más "la gran labor" de las personas que de forma altruista y desinteresada colaboran en la conservación del medio ambiente de la comunidad autónoma.

Blanco también ha agradecido la colaboración tanto del Ayuntamiento de Puente Viesgo como de la Junta Vecinal de Vargas, además de la coordinación del Centro de Investigación del Medio Ambiente (CIMA) como responsable del programa PROVOCA para llevar a cabo la actividad, que ha sido desarrollada sobre el terreno por la Red Cántabra de Desarrollo Rural, una de las entidades participantes en el programa.

La actividad también ha contado con la asistencia, entre otros, del director del CIMA, Agustín Ibáñez; del alcalde de Puente Viesgo, Óscar Villegas; de la presidenta de la Junta Vecinal de Vargas, Ana Belén Salmón; y del presidente del Club Balonmano Puente Viesgo, José Ramón Lombilla; entre otros.

La actividad de plantación arbustiva desarrollada por los voluntarios ambientales en Puente Viesgo ha sido organizada con el fin de compensar la huella de carbono emitida por la celebración el año pasado del Torneo Nacional de Balonmano Hierba del municipio.

Este evento incluyó por primera vez distintas medidas de sostenibilidad ambiental de la mano del CIMA, dependiente de la Consejería de Medio Ambiente, y en el que se emitieron a la atmósfera 4 toneladas de dióxido de carbono equivalente, entre los residuos generados de envases ligeros, papel y cartón, residuos orgánicos y de fracción resto; además de los desplazamientos en vehículo particular de más 300 vehículos que recorrieron más de 18.500 kilómetros.

Para ello, se tuvieron en cuenta diversos aspectos del evento, tales como la generación de residuos, el consumo eléctrico y las emisiones generadas por los traslados de los jugadores y asistentes.

Actualmente, la Consejería de Medio Ambiente a través del CIMA y el Ayuntamiento de Puente Viesgo están trabajando para dar continuidad en las próximas ediciones del evento a la colaboración iniciada el año pasado.

Esta colaboración de la Consejería de Medio Ambiente con el evento deportivo se enmarcó en las actuaciones de la Red Local de Sostenibilidad de Cantabria, de la que el Ayuntamiento de Puente Viesgo forma parte.

En la actualidad, la Red está conformada por 100 ayuntamientos, cinco mancomunidades y tres entidades no locales que, bajo la coordinación del CIMA, trabajan para que la gestión municipal sea más participativa y sostenible, en consonancia con los Objetivos de Desarrollo Sostenible y la Agenda 2030.

 

Voluntarios de 'PROVOCA' realizan más de 2.000 actividades de mejora del medio ambiente
Comentarios