miércoles. 29.06.2022

La empresa Dynasol, con planta en Gajano, en Marina de Cudeyo, ha abonado las noches a sus trabajadoras reubicadas a otro puesto por estar embarazadas o en periodo de lactancia, a requerimiento de la Inspección de Trabajo y tras una denuncia sindical. En concreto, la compañía ha aportado un montante total cercano a los 15.000 euros en concepto de noches no pagadas y 4.000 euros más en cotizaciones a la Seguridad Social.

El desembolso deriva de la exigencia del Sindicato de Trabajadores para que Dynasol hiciera efectivo el abono de las noches a las trabajadoras que dejaron de cobrarlo, por su reubicación en otro puesto debido a embarazo o lactancia, informa el STR. El Tribunal Supremo inadmitió el recurso de la firma contra una sentencia previa de la Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria, ratificando el fallo del TSJC que ordenaba el abono de dichos complementos.

El sindicato demandante ha valorado la resolución judicial, ya que las trabajadoras afectadas "no van a sufrir una discriminación salarial". En este punto, indica que la decisión de quedarse embarazada suponía una pérdida económica de unos 3.000 euros.

Comentarios