jueves 9/12/21

El sindicato Trabajadores Unidos (TU) ha exigido al Gobierno de Cantabria (PRC-PSOE) que anule el primer examen de Cuerpo General Auxiliar, celebrado el pasado domingo 17 de octubre, y que dé explicaciones sobre las intenciones de esta oferta pública de empleo, ya que cree que se ha buscado la "criba masiva" del personal interino.

En un comunicado, TU manifiesta que su labor es "velar por la transparencia, la objetividad y las garantías técnicas, que parece no se han cumplido" en la citada prueba, ya que el tipo de preguntas "no iban en relación a los procedimientos, tareas y funciones habituales, sino más bien en sentido contrario, a preguntar sobre elementos accesorios que en nada evalúan la capacidad y mérito de los aspirantes y que no tienen relación con las tareas y conocimientos" de los puestos de auxiliar administrativo. Y recuerda que por medio de estos procesos se buscaba "resolver el abuso de la interinidad en la función pública" y estabilizar los puestos de trabajo, pero cree que la intención, "a través de preguntas totalmente fuera de la norma", ha sido "eliminar al personal interino que venía desarrollando sus tareas". "Nos queda claro como organización sindical que este Gobierno ha buscado la criba masiva del personal interino con el objetivo de que no continúe en sus puestos", sentencia TU.

Así, lamenta que "ninguna" de las preguntas del examen hacía referencia a las leyes de Cantabria en vigor, que formaban parte del temario, sino "tan solo a leyes de carácter estatal", además de que varias aludían a normativa ya derogada, cuando según TU, la Dirección General de Función Pública le manifestó que los exámenes de los procesos selectivos tendrían en cuenta las leyes en vigor a fecha de la realización de las pruebas. También denuncia que había preguntas con "errores graves": una de ellas sin "ninguna respuesta correcta", otra que "da por correcta una respuesta que incluye la mención a una ley que fue derogada en el año 2015, lo cual revela la incorrección de ésta", y algunas con dos o "hasta tres" respuestas correctas, "cuando solo debe haber una".

Así, el sindicato ha pedido al Gobierno que sus procesos selectivos se ajusten a los objetivos previstos y para ello se confeccionen las pruebas selectivas "con una transparencia, objetividad y criterios técnicos indiscutibles" y que "para despejar las dudas y dar mayor seguridad jurídica al proceso" se anule el examen celebrado el pasado domingo.

Comentarios