martes. 07.02.2023

El Servicio Cántabro de Empleo (EMCAN) ofrecerá en los años 2023 y 2024 un total de 5.355 plazas para 357 cursos dirigidos a personas en paro con el objetivo de fomentar su empleabilidad. El Gobierno regional destinará a esta formación 14,6 millones de euros, lo que supone un incremento del 21,6% en la dotación respecto a este 2022, así como 62 cursos y 930 plazas más que en la última convocatoria.

Así lo ha detallado el vicepresidente cántabro, Pablo Zuloaga, en la rueda de prensa que ha ofrecido este viernes para informar de los acuerdos del Consejo de Gobierno celebrado hoy de forma extraordinaria, en el que se ha aprobado la convocatoria de subvenciones para el desarrollo de estas acciones formativas.

Los cursos tienen como fin que los participantes obtengan certificados de profesionalidad. Se dividen en 277 cursos de 128 certificados diferentes, 52 de formación en competencias claves para el acceso a estos certificados para personas que no tengan ESO o Bachiller y 27 para formación en idiomas -francés, inglés y alemán- para presentarse a pruebas de acreditación de nivel.

Por temática, 188 corresponden al sector servicios, 69 a industria, 53 a competencias claves de empleabilidad, 27 a idiomas, 14 al sector agrario y 6 al de construcción. La modalidad de la formación es presencial, aunque también se contempla su impartición a través del aula virtual.

Podrán acceder a ellos las personas inscritas en el Emcan como demandantes de empleo o trabajadores afectados por ERTEs de cualquier clase, aunque tendrán preferencia los desempleados.

Zuloaga ha destacado que, según los últimos datos disponibles -referidos a cursos de formación realizados entre el 1 de septiembre de 2020 y el 31 de agosto de 2021- la inserción laboral de los participantes en este tipo de acciones supera el 51% a los seis meses de haber terminado la formación, y se eleva al 64% a los 12 meses. En números, 1.733 obtuvieron un empleo tras recibir formación de un total de 2.698, ha indicado.

NUEVA AYUDA AL SECTOR DE DEPENDENCIA

Por otro lado, el Consejo ha aprobado una nueva ayuda de 1,6 millones a los centros de atención a la dependencia con estancias concertadas para paliar el incremento del coste de la energía y de los suministros derivado de la guerra en Ucrania.

El vicepresidente ha asegurado que el apoyo a las personas mayores y dependientes es "una política prioritaria" para el Gobierno de Cantabria, que recientemente ha aumentado el precio que paga a los centros por las plazas concertadas.

Asimismo, se ha dado luz verde al decreto de concesión de ayudas del programa de rehabilitación a nivel de barrios, dotado con 4,9 millones de euros, y el de ayudas a la construcción de viviendas de alquiler social, con 6,4 millones, ambos con cargo al Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia.

También se ha autorizado el convenio de colaboración entre el Gobierno cántabro y el Ayuntamiento de Cartes para la construcción de un pabellón polideportivo municipal que supondrá una inversión total de 1,4 millones.

El Gobierno aportará 800.000 euros en dos anualidades -150.000 euros en 2023 y 650.000 en 2024- y pondrá el proyecto a disposición del Consistorio, que a su vez se hará cargo del resto de la financiación y de supervisar y aprobar el proyecto, licitar y dirigir las obras.

Por otro lado, el Consejo ha acordado hoy proponer al Ministerio de Hacienda incorporar al Fondo de Compensación Interterritorial del año 2022 la mejora de la carretera entre Castillo Pedroso y San Vicente de Toranzo, con una asignación de 2,1 millones de euros.

Además, se han autorizado contratos de suministros y servicios sanitarios por valor de 290.000 euros.

Comentarios