viernes 20/5/22

Los constantes cambios en la situación sanitaria en el mundo han obligado a los ciudadanos a estar pendientes de nuevos criterios, restricciones y medidas de seguridad casi cada día, por no hablar en algunos casos de horas. Y si los habitantes de España han tenido que lidiar con mascarillas obligatorias, restricciones de aforo, prohibiciones y un sinfín de normativas que cambian de una comunidad a otra, aquellos que llegan a nuestro país no lo tienen más fácil. Y es que no sirve únicamente con un test PCR negativo o un test de antígenos negativo realizado 24 horas antes de coger el avión. Antes de montarse en el aparato es necesario rellenar un documento sin el que no se puede acceder al vuelo.

El Spain Travel Health (SpTH) es un protocolo de control sanitario en los aeropuertos que deben cumplir todos los pasajeros que entren en España procedentes de otros países, tanto si su nacionalidad es extranjera o española. Una medida que afecta también a los pasajeros en tránsito que tengan destino final en otro país.

El principal elemento de dicho protocolo es el Formulario de Control Sanitario (FCS), documento que está asociado directamente al vuelo. Para rellenarlo es necesario una dirección de correo electrónico válida, los datos de su pasaporte, DNI, NIE o identificador nacional personal, los datos del vuelo y la dirección en la que se hospedará en España (al menos ciudad y comunidad autónoma).

Una vez completados todos los datos y firmado el cuestionario, se generará un código QR que debe presentarse en la puerta de embarque y en el control sanitario del aeropuerto. Cabe la posibilidad de descargar en el móvil la app del SpTH, generándose el formulario directamente en el teléfono.

Además, todos los pasajeros procedentes de un país de riesgo por Covid-19 deben presentar obligatoriamente un documento complementario a este FCS, ya sea un certificado de vacunación actualizado con la última dosis administrada, una prueba diagnóstica negativa (PCR o antígenos) o un documento que acredite haber superado la enfermedad.

Sin embargo, si los pasajeros proceden de un territorio de alto riesgo, obligatoriamente deberán presentar, junto al FCS, una prueba diagnóstica negativa independientemente de que dispongan de un certificado de vacunación. Los únicos que están exentos de presentar estos certificados son los menores de 12 años.

Comentarios