lunes. 22.04.2024

El ministerio de Educación y Formación Profesional ha eliminado la prueba de madurez y las preguntas tipo test previstas para la nueva Evaluación del Bachillerato para el Acceso a la Universidad (EBAU).

Asimismo, ha aumentado el tiempo de realización de los ejercicios, pasando de 90 minutos a 105 minutos, ya que, según justifica el Ministerio, "se tiene en cuenta la lectura del ejercicio, su análisis y producción".

Así lo refleja el proyecto de real decreto por el que se regulan las características básicas de la prueba de acceso a la Universidad para el curso 2023-2024 y se establece el procedimiento de cálculo de la calificación de acceso, al que ha tenido acceso Europa Press y que el Ministerio de Educación y FP ha enviado este miércoles a las comunidades autónomas.

Otro de los cambios que incluye el proyecto de real decreto es que los alumnos, en el momento de matricularse a la prueba de acceso, elegirán entre examinarse de Historia de España o Historia de la Filosofía. Además, en las comunidades con lengua cooficial se añade un examen de lengua propia.

No obstante, según han explicado a Europa Press fuentes del Ministerio de Educación, el periodo de transitoriedad hacia el modelo definitivo no desaparece y no está descartado que en el futuro se pueda volver a incluir la prueba de madurez. Con el objetivo de alcanzar el mayor consenso posible, Educación aplazó un año la nueva EBAU por lo que la prueba estaría completamente instaurada en junio de 2028.

El nuevo proyecto de real decreto justifica que "se debe evitar el riesgo de producir cambios a mayor velocidad de la que el sistema es capaz de procesar, especialmente teniendo en cuenta que el proceso de incorporación a las aulas de los nuevos enfoques metodológicos se hará de forma paulatina". También añade que se llevará un proceso temporal intermedio "hasta estar en condiciones de llegar a un modelo definitivo en el cual el enfoque competencia de la prueba sea completo".

El documento establece la regulación de las características básicas de la prueba de acceso a la Universidad que será de aplicación a partir del curso escolar 2023-2024 y hasta la implantación definitiva del nuevo modelo de prueba.

LA PRUEBA DE MADUREZ BUSCABA DEMOSTRAR LAS CAPACIDADES ADQUIRIDAS

La prueba de madurez propuesta inicialmente por el Departamento de Pilar Alegría constaba de una serie de documentos en torno a un mismo tema (de actualidad, humanístico, científico...) relacionado con las materias de carácter obligatorio.

Con la prueba de madurez, se iba a pedir al alumno que demuestre las competencias académicas adquiridas analizando los documentos "desde diferentes aspectos y perspectivas", de forma que no solo demuestre sus conocimientos de las materias, sino también las capacidades adquiridas.

Las preguntas que podían plantearse en este supuestos iban a ser abiertas, semiconstruidas o cerradas. En el nuevo real decreto de Educación ya no aparecen este tipo de preguntas, por lo que desaparecerían aquellas de tipo test.

Con esta modalidad el Ministerio pretendía "valorar la capacidad del alumnado para analizar, valorar, extraer información o interrelacionar toda esa documentación, de forma más o menos guiada a través de las preguntas o propuestas".

En la anterior propuesta, la EBAU constaría de tres ejercicios de materias (Historia de la Filosofía, Historia de España y materia obligatoria de modalidad cursada por el alumno) y de un ejercicio de madurez del alumnado.

Sin embargo, la nueva estructura de la prueba suprime el ejercicio de madurez del alumnado y establece que la prueba de acceso constará de cuatro ejercicios que versarán sobre las siguientes materias: Lengua Castellana y Literatura II; Historia de España o Historia de la Filosofía (a elección del alumnado); Lengua Extranjera II cursada por el estudiante; y la materia específica obligatoria de Segundo de Bachillerato de la modalidad.

En las comunidades autónomas con lengua cooficial, la Administración educativa podrá establecer la obligatoriedad de un quinto ejercicio referido a la materia Lengua Cooficial y Literatura II.

DESCANSO MÍNIMO DE 45 MINUTOS ENTRE UN EJERCICIO Y OTRO

Cada uno de los ejercicios de esta fase tendrá una duración de 105 minutos, 15 minutos más que en la anterior propuesta, y se establece un descanso mínimo de 45 minutos entre el final de un ejercicio y el principio del siguiente.

En cuanto a las calificación de la prueba de acceso, cada uno de los ejercicios que comprenden la prueba se calificará de 0 a 10 puntos, con dos cifras decimales. La calificación de la prueba de acceso será la media aritmética de las calificaciones obtenidas de cada uno de los ejercicios.

La media se expresará en una escala de 0 a 10 con tres cifras decimales, redondeada a la milésima más próxima y, en caso de equidistancia, a la superior. Esta calificación deberá ser igual o superior a cuatro puntos para que pueda ser tenida en cuenta en el acceso a las enseñanzas universitarias oficiales de grado.

Por su parte, la calificación de acceso a la Universidad continuará calculándose mediante la media ponderada del 60% de la nota media normalizada de Bachillerato y del 40% de la calificación de la prueba de acceso. El texto señala que se entenderá que se reúnen los requisitos de acceso a la Universidad cuando el resultado de la ponderación sea igual o superior a 5 puntos.

 

La nueva EBAU elimina la prueba de madurez y dará más tiempo para resolver el examen
Comentarios