lunes. 26.02.2024

No era su cuello, pero sí sus piernas. Su estatura asustaba enfundada en un largo vestido blanco: Fue expulsada de su casa en su adolescencia porque sus tres metros de altura provocaban el miedo entre los habitantes del pueblo, en especial de los niños. Trabajó en un circo durante años, vivió de su singular estampa. Todo el mundo se burlaba de ella.

¿Qué tenía de cómico una anomalía de la naturaleza? Lo extraño. Hasta que dijo ¡basta! Empleó su superioridad física para vengarse. Atacó al público con inusitada rabia, aunque fue más cruel a la vuelta a su pueblo.

-Me habéis humillado, tuve que irme de aquí. ¡Padres, vosotros también! Pero he vuelto para observaros como a gusanos.

Y los gusanos solo tienen un final cuando se despierta a la bestia y actúa con rencor. Exterminados en sus huellas se ocupó de limpiar el suelo. Decidió vestirse de color negro gótico y se convirtió en una estatua humana.

Lo extraño
Comentarios