lunes. 15.04.2024

La muerte es un tema difícil de abordar, pero es importante estar preparados para cuando llegue. Los seguros de decesos pueden ayudar a los familiares a hacer frente a los gastos y trámites que surgen tras el fallecimiento de un ser querido. En este artículo, hablaremos sobre qué son los seguros de decesos, para qué sirven, qué permiten a los familiares del fallecido y cuáles son las coberturas más comunes de este tipo de seguros.

Los seguros de decesos son un tipo de seguro que cubre los gastos y trámites relacionados con el fallecimiento de una persona. Estos seguros se contratan para asegurarse de que, en caso de fallecimiento, la familia no tenga que hacer frente a estos gastos y trámites por sí sola. Además, los seguros de decesos también ofrecen una serie de servicios adicionales que pueden resultar de gran ayuda para los familiares del fallecido.

Los seguros de decesos permiten a los familiares del fallecido hacer frente a los gastos relacionados con el funeral y otros trámites que surgen tras el fallecimiento, como el traslado del cuerpo, el certificado de defunción, los honorarios de los profesionales que intervienen en el proceso, etc. Además, algunos seguros de decesos también ofrecen servicios adicionales como asesoramiento jurídico, psicológico o incluso ayuda en la gestión de la herencia.

En cuanto a las coberturas más comunes de los seguros de decesos, podemos destacar las siguientes:

  • Cobertura básica: esta cobertura cubre los gastos relacionados con el funeral, como el ataúd, la urna, el coche fúnebre, el tanatorio, etc.
  • Repatriación: esta cobertura cubre los gastos de traslado del cuerpo desde el lugar de fallecimiento hasta el lugar de entierro o cremación. Es especialmente útil en casos de fallecimiento en el extranjero.
  • Asistencia médica mundial: cobertura de gastos médicos que puedan surgir en viajes al extranjero. Suele haber una cantidad limitada, que, dependiendo de la compañía, puede rondar entre los 15.000 y 20.000€.
  • Asistencia jurídica: esta cobertura ofrece asesoramiento jurídico en temas relacionados con el fallecimiento, como la tramitación de la herencia, la redacción del testamento, etc.
  • Asistencia psicológica: esta cobertura ofrece apoyo psicológico a los familiares del fallecido para ayudarles a superar el proceso de duelo.

En los seguros de decesos, la asistencia en viaje es una de las coberturas más importantes del seguro. Es, sobre todo, especialmente relevante en casos de fallecimiento lejos del lugar de residencia. La aseguradora se encarga de los trámites y gastos del traslado del fallecido y de los familiares, incluyendo el transporte terrestre, marítimo o aéreo, según sea necesario.

También es común encontrar coberturas de asistencia en viaje para los familiares del fallecido, como la gestión de billetes de avión o la reserva de hoteles en el lugar del sepelio. Incluso algunos seguros de decesos incluyen un servicio de intérprete en caso de fallecimiento en el extranjero.

Otra cobertura que puede resultar de gran ayuda a los familiares del fallecido es la asesoría legal, que se encarga de asesorar y gestionar los trámites y documentos necesarios tras el fallecimiento, como el testamento o las posibles reclamaciones de herencia.

En resumen, los seguros de decesos son una herramienta importante para garantizar la tranquilidad y bienestar de los seres queridos ante el fallecimiento de una persona. Conocer las coberturas y servicios que ofrecen estas pólizas puede ser de gran ayuda para elegir el seguro que mejor se adapte a las necesidades de cada familia.

Coberturas principales de los seguros de decesos
Comentarios