sábado. 24.02.2024

Cantabria estará este jueves, 23 de febrero, en riesgo por nevadas y temperaturas mínimas que afectarán a Liébana, el centro y Valle de Villaverde y la Cantabria del Ebro, según la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET).

En estas tres zonas, estarán durante todo el día activada la alerta por nevadas, que será de nivel amarillo (riesgo) en Liébana y la Cantabria del Ebro, donde se esperan acumulaciones de 10 y 5 centímetros, respectivamente, a partir de los 800-900 metros. Mientras, en la zona central y Valle de Villaverde el aviso es de nivel naranja (riesgo importante) con acumulaciones previstas de 6 centímetros por encima de los 500-600 metros. Y en cuanto a las bajas temperaturas, el aviso amarillo estará activo a última hora del día, desde las 22:00 horas al final del día, en las tres zonas, con previsión de que en Liébana y la Cantabria del Ebro, los termómetros puedan alcanzar los -6ºC y en el centro y Valle de Villaverde los -4ºC.

La AEMET ha avisado de que el frente frío que ha entrado este miércoles por el noroeste y se desplazará de oeste a este a lo largo del jueves, dejando precipitaciones, nevadas y bajas temperaturas que afectarán, entre otras zonas, al norte del país.

46 MÁQUINAS QUITANIEVES Y 16.110 TONELADAS DE FUNDENTES

La Delegación del Gobierno en Cantabria ha activado ya la fase de alerta por nevadas en la Red de Carreteras del Estado en la comunidad autónoma. Para atender este episodio, Cantabria tendrá preparadas 46 máquinas quitanieves y 16.110 toneladas de fundentes para las carreteras.

Ante las previsiones mateorológicas, desde la Dirección General de Protección Civil y Emergencias del Ministerio del Interior y también desde la Dirección General de Tráfico se ha hecho un llamamiento a extremar las precauciones. Han pedido que, si es "imprescindible" viajar por carretera, los conductores vayan muy atentos y tengan especial cuidado con las placas de hielo, además de informarse de la situación meteorológica y el estado de las carreteras. Se ha pedido revisar el vehículo, disponer de neumáticos de invierno o llevar cadenas, llenar el depósito, atender las recomendaciones de Tráfico y llevar el teléfono con batería de recambio o un cargador de automóvil.

En caso de quedar atrapado en la nieve, se aconseja permanecer en el coche, con la calefacción puesta, renovando cada cierto tiempo el aire, y vigilar que el tubo de escape no esté obstruido para evitar que los gases penetren en el interior del vehículo. En caso de quedarse aislado y necesitar ayuda, pide no intentar resolver la situación por sí mismo, tratar de informar y, salvo que la situación sea insostenible, esperar asistencia.

Varias zonas de Cantabria estarán este jueves en aviso por nieve y bajas temperaturas
Comentarios