miércoles 19/1/22
CANTABRIA

De la Serna firma con Fomento la reordenación ferroviaria mientras Revilla busca un compromiso por la alta velocidad

El líder del PRC en Santander, José María Fuentes-Pila, considera que la firma refleja la renuncia del alcalde a un proyecto estrátegico para la ciudad.

Un fallo informático ha dificultado el acceso a sus cuentas a miles de usuarios
Fomento ha firmado la liberación de espacio ferroviario de Santander

El alcalde de Santander, Iñigo de la Serna, ha firmado en la tarde de este martes, junto a la ministra de Fomento, Ana Pastor, el protocolo de actuación para el proceso de integración en la ciudad de los espacios ferroviarios. Con esta firma se inicia el proceso para la liberación de los primeros cerca de 45.000 metros cuadrados de espacios ferroviarios, un “momento histórico” para la ciudad, en palabras del regidor, que ha remarcado que supone la ejecución a corto plazo de diversas actuaciones en un proyecto que recibe, de esta forma “y desde esta misma tarde, su pistolezo de salida”.

De la Serna ha destacado el inminente comienzo de varias acciones que van a hacer que la ciudad, y en particular el barrio de Castilla-Hermida, ganen un gran espacio para el uso ciudadano, en lo que representa un proceso similar al seguido en el frente marítimo.

El alcalde ha hecho hincapié en el carácter inmediato de las acciones que se derivan del protocolo, hasta el punto de que este mismo martes el Ministerio de Fomento ha empezado la redacción del proyecto de traslados de los primeros edificios, y el miércoles el Ayuntamiento va a encargar el proyecto de demolición de los mismos y de acondicionamiento de los terrenos resultantes. Además, está previsto que el traslado del personal y los equipamientos se pueda acometer antes de fin de año.

Respecto al uso que tendrán los casi 45.000 metros cuadrados liberados, De la Serna ha precisado que el Ayuntamiento hará una propuesta que debatirá con los vecinos del entorno. “Si hemos llegado hasta aquí ha sido gracias al diálogo y la colaboración existente entre el Ayuntamiento de Santander y el Gobierno de España”, ha subrayado.

Contenido del protocolo

En el documento firmado este martes se establece que el primer horizonte de liberación de espacios ferroviarios, que afecta a cerca de 45.000 metros cuadrados, se desarrollará, a su vez, en dos fases: la primera consistente en el traslado de las dependencias ferroviarias de la calle Castilla; y una segunda en la que se modificará la playa de vías, desplazando las de FEVE (5 vías y 3 andenes) hacia el norte, junto a las actuales vías de RENFE; y se pasará a utilizar en exclusiva el edificio de la estación de RENFE, dejando sin uso el de FEVE.

En la primera fase, con la que se conseguirá una primera liberación de 1.800 metros cuadrados, se llevará a cabo el traslado de dependencias de RENFE de la calle Castilla, con el acondicionamiento de nuevas dependencias para los actuales, así como la limpieza y urbanización del espacio liberado.

Esta fase comprenderá el traslado y demolición de los edificios denominados “residencia de vacaciones”, cuyo uso actual es el de residencia y archivo y que se reubicaría en una vivienda en el entorno de la estación; y de un edificio anexo, que también se utiliza como oficina y archivo, que pasarían, bien al edificio de viajeros de RENFE, previo traslado del personal de RENFE-Operadora allí ubicado al edificio del cuartel o bien a la torre existente entre las dos estaciones de ferrocarril.

Asimismo, se acometerá el traslado y demolición de la base de mantenimiento, cuyo uso actual es de oficina, almacén y base de vehículos, que se reubicaría en la dependencia análoga de RENFE.

La segunda fase, que conlleva la liberación de alrededor de 42.000 metros cuadrados, comprende el desplazamiento del haz de vías de FEVE que acceden a la estación para ubicarlas junto a las de RENFE. Se prevén 5 vías y 3 andenes, además de mangos de estacionamiento por ser cabecera de servicio; y la integración de todos los servicios de viajeros en el actual edificio de la estación de RENFE.

Para ello, habría que realizar una nueva distribución del actual edificio de viajeros de RENFE y de la zona de acceso de andenes para dar servicio también a los viajeros de FEVE.

Además, se ejecutará un nuevo aparcamiento de aproximadamente 200 plazas contiguo a la estación, para optimizar la liberación de terrenos; y se remodelarán las playas de vías de mercancías afectadas por el desplazamiento de la estación de viajeros.

En la primera fase, el Ayuntamiento correrá a cargo de los costes de redacción de los proyectos para derribar las edificaciones y acondicionar los terrenos que se liberen, mientras que el Ministerio se encargará de los traslados.

Respecto a la segunda fase, el Ayuntamiento continúa analizando con el Ministerio los costes que supondrá la liberación de esos 42.000 metros cuadrados restantes, que tendrán que ser afrontados con cargo a los aprovechamientos urbanísticos de Cajo.

Renuncia histórica

Por su parte, el portavoz del PRC en el Ayuntamiento de Santander, José María Fuentes-Pila, ha lamentado que el alcalde, Íñigo de la Serna, vaya a rubricar esta tarde una "renuncia histórica" en la reordenación de espacios ferroviarios, y ha criticado que el regidor "vuelva a demostrar, como ya hizo en la Remonta y el Frente Marítimo, que no es capaz de cumplir ni una sola de las demandas históricas de la ciudad, que concibe a pedazos".

El portavoz se ha manifestado así en un comunicado en referencia a los 230.000 metros cuadrados que se contemplaban en el protocolo firmado en 2010. "De la Serna va a firmar una renuncia histórica y dice estar ilusionado", ha lamentado Fuentes-Pila, para quien la rúbrica supone "decir adiós" a un proyecto estratégico para Santander, que hubiese marcado el futuro de la ciudad". "Frente al proyecto global tendremos ahora actuaciones a cachos", ha enfatizado.

En este punto, ha opinado que De la Serna concibe la ciudad "a pedazos". "En más de ocho años como alcalde, cuatro de ellos con su Partido en los gobiernos regional y central, solo ha sido capaz de partir todos y cada uno de los proyectos históricos para Santander", ha señalado Fuentes-Pila, en alusión a la Remonta y al Frente Marítimo. Sobre este último, ha opinado que, donde iba a haber "un proyecto global", hay hoy una Duna, una Centro Botín a medio hacer  y un "pavimentado" en Castilla-Hermida.

Además, ha criticado el "baile de metros" que se ha producido en torno a la reordenación ferroviaria, extremo que, a su juicio, evidencia que detrás de la firma que se producirá esta tarde solo hay una "nueva escenificación teatral", ante la inminencia de las elecciones generales. "Hablaron primero de 30.000 metros cuadrados, ahora son 45.000", dice el regionalista, para quien "lo único seguro" es que acabará la "era Rajoy" y no se "habrá hecho nada" en el área.

Comentarios