jueves 26/5/22

El consejero de Sanidad, Raúl Pesquera, ha avanzado que quiere iniciar un nuevo periodo en el que "intentaremos mirar al virus por el retrovisor" y recuperar la normalidad previa al Covid-19, para lo que también pretende sacar adelante una ley de salud pública y participación ciudadana "postpandemia".

La idea es utilizar esta norma para conseguir el "mayor grado de bienestar psíquico, físico y social", atendiendo especialmente a los colectivos más vulnerables, ha aclarado Pesquera, que ha comparecido a petición propia este miércoles en la Comisión de Sanidad del Parlamento para informar de las líneas de actuación que serán prioritarias para él en lo que queda de legislatura.

Una etapa para la que "se ha pedido normalidad" a los centros con medidas como evitar esperas en exteriores

Una etapa para la que "se ha pedido normalidad" a los centros con medidas como evitar esperas en exteriores o la vuelta a las consultas presenciales porque, según el consejero, "hay cosas que no se pueden ver nunca por teléfono", una postura ha sido criticada por los grupos de la oposición y que habría sido la causa de la reciente dimisión del director médico de Atención Primaria, Antonio Martínez Torre, según confirmó el presidente, Miguel Ángel Revilla, que también defendió la línea del consejero.

Y es que, como ha explicado Pesquera, se ha recomendado la presencialidad en aproximadamente un 50% de las consultas, no en la totalidad. "Tienen que ser accesibles y con presencialidad, pero no al 100%. Nunca he dicho eso", ha aclarado.

También apuesta por reducir las listas de espera y recuperar la calidad de la Atención Primaria, ya que el modelo actual "es de hace 40 años" y su "desgaste" es "evidente", así como por dar facilidades y medios a los consultorios rurales e incluso incentivos para los médicos que vayan a trabajar a ellos, una idea para la que se ha reunido con la Federación de Municipios con la idea de trabajar de la mano de los ayuntamientos.

Y es que, como ha dicho el titular de Sanidad, está "abierto al diálogo, a los consensos y busca una línea de cordialidad" y una comunicación con los sindicatos. Tras tomar posesión en el cargo el mes pasado en sustitución de Miguel Rodríguez, se ha marcado como ejes "clave" la salud mental, para la que se trabaja en un plan alineado con el nacional; o la estabilización del personal, en la que está trabajando mediante un proceso de gestión de recursos humanos que afectará a "más de 3.000 plazas" y que quiere iniciar "dentro de muy poco".

Asimismo, está centrado en garantizar derechos como la sanidad universal, atendiendo a cualquier persona extranjera independientemente de si tiene residencia legal en el país -ha pedido a los desplazados de Ucrania que "no duden" en solicitar asistencia sanitaria si lo necesitan, porque los centros están "preparados" para absorber sus demandas-; la igualdad de género, tratando de acreditar a los centros como lugares comprometidos con la violencia de genero; o la eutanasia. "En esta región aspiramos a vivir bien y ahora también somos capaces de decidir morir dignamente", ha dicho.

Igualmente, durante la pandemia se ha dado un "salto de gigante" en digitalización y se seguirá avanzando, para lo que se va a profundizar en lo relacionado con la comunicación con el paciente y se va a lanzar una nueva aplicación mejorada, así como una web para citas presenciales.

AUMENTO DE CONTAGIOS

Este horizonte es posible ahora que la situación Covid "es mejor", si bien el virus "sigue ahí" y se esperan subidas puntuales de contagios aunque en límites que se puedan controlar. De hecho, en los últimos días se ha producido un aumento de casos y se prevé que la tendencia siga al alza por la Semana Santa, pero "de momento no estamos preocupados".

Este aumento repercutirá en los ingresos, pero por ahora la situación es "cómoda" en los hospitales, ha explicado Pesquera, que ha destacado que en Cantabria se ha trabajado "bien" frente al virus, lo que ha permitido tener solo un periodo de exceso de mortalidad que se dio durante la primera onda, frente a comunidades vecinas que han tenido hasta 10. Así, ha reconocido la labor de los profesionales, que "han estado a la altura", y el "esfuerzo y dedicación" de su antecesor.

"DE UN SUEÑO A UNA REALIDAD"

De cara a esta nueva etapa, Pesquera ha destacado también la inversión de 15 millones de euros que permitirá renovar 19 equipos de alta tecnología en los hospitales cántabros, dos de ellos en Sierrallana y Tres Mares y 17 en Valdecilla. Con esto "pasamos de un sueño a una realidad" y, en paralelo, se seguirá trabajando en la instalación de la unidad de protonterapia, cuyos trabajos estarán adjudicados "en junio".

En resumen, en lo que resta de legislatura -hasta mayo de 2023- "vamos a seguir trabajando con una hoja de ruta clara, con rumbo y con ritmo" para "avanzar en nuestro sistema sanitario y recuperar los proyectos que tuvimos que postergar por la pandemia", ha dicho durante su comparecencia.

Los grupos de la oposición (PP, Ciudadanos y Vox) han reprochado al consejero la "torpeza" de las declaraciones que hizo al llegar al cargo cuando señaló que quería hacer al líder socialista y actual vicepresidente, Pablo Zuloaga, el próximo presidente de Cantabria; algo a lo que Pesquera ha respondido asegurando que está en el cargo "para trabajar por la salud de los cántabros" y señalando que, aunque pertenece a un partido, un médico no pregunta a los pacientes "a quién votan" antes de atenderlos.

Los 'populares' le han agradecido que quiera retomar el diálogo con los sindicatos y apostar por la Atención Primaria o la salud mental y han esperado que busque el consenso de la Cámara en iniciativas como la ley de salud pública que quiere impulsar por ser "tremendamente importante".

Desde Cs han considerado que su discurso ha sido "excesivamente complaciente" aunque le han concedido "tiempo" para que actúe tras su reciente llegada; y más críticos han sido desde Vox, ya que creen que "se está equivocando" en la gestión sanitaria "como su precedesor".

Mientras, los grupos que apoyan al Gobierno regional, PRC y PSOE, han respaldado sus líneas de actuación, coincidiendo en la necesidad de mejorar la Atención Primaria, que reconocen que está "duramente tensionada", apostando por los consultorios rurales, por estabilizar el personal o por reducir la burocracia para mejorar la relación paciente-médico.

Comentarios