sábado 21/5/22

El pediatra torrelaveguense Germán Castellano asegura que en la actualidad hay "mucha" patología mental y psicológica entre los niños y adolescentes pero "no es solo por la pandemia", sino que es anterior y viene "desde hace unos 15 años".

Castellano, que se jubiló hace 14 meses a los 80 años tras 55 de trayectoria como pediatra, dice tras haber atendido a tres generaciones de niños torrelaveguenses -más de 20.000- que "la adolescencia es un misterio envuelto en un enigma dentro de una incógnita".

En una entrevista para el Colegio de Médicos de Cantabria recogida por Europa Press, explica que las patologías han cambiado con respecto a sus inicios en la profesión, y que han disminuido las enfermedades infecciosas mientras que han cogido peso sobre todo los problemas de salud mental y de obesidad, que advierte que es "una pandemia".

Las patologías han cambiado con respecto a sus inicios en la profesión

De hecho, un 18% de los niños son obesos y un 40% tienen sobrepeso debido a la mala alimentación y el sedentarismo, apunta este pediatra, que fue uno de los fundadores de la iniciativa 'Pontesano' -de la que fue presidente hasta hace unos días- para luchar con esta patología.

También advierte de la "sobreprotección enorme" por parte de los padres por la "escasez de niños". "Hay padres invasivos que no permiten a sus hijos que fracasen. Y desde hace años la pediatría se hace cargo de la adolescencia, antes no era así", añade Castellano, que ha sido presidente de la Sociedad Española de Medicina de la Adolescencia en España (SEMA) y de la Sociedad de Pediatría de Cantabria y coordinador de la Adolescencia en la Asociación Latino Americana de Pediatría (ALAPE).

De hecho, destaca que ahora el pediatra tiene que actuar hasta los 18 años, "hay cada vez más trabajo" y existe un grupo de jóvenes al que llama "los adultescentes", que son "adolescentes prolongados que no se van de las casas de sus familias".

Al hilo, considera que la adolescencia es ahora más problemática que antaño porque la familia "ha perdido autoridad sobre los hijos". "Me he encontrado casos de maltrato físico a los padres que implican hasta actuaciones judiciales, y de maltrato psicológico muchas veces", lamenta Castellano, que fundó de forma altruista una consulta joven en el instituto Marqués de Santillana de Torrelavega, aunque se cerró cuando él se fue.

También advierte de la adicción actual de los niños por los aparatos electrónicos. "Creo que tanta tecnología no es buena, hay una verdadera adicción, están enganchados a los teléfonos. Me han llamado ayer -porque aún lo hacen-, porque una niña no duerme porque se va con la tablet a la cama", relata.

El Ayuntamiento de Torrelavega le ha dado recientemente a una calle el nombre de Germán Castellano

El Ayuntamiento de Torrelavega le ha dado recientemente a una calle el nombre de Germán Castellano, que también tiene varios reconocimientos de asociaciones médicas y culturales, como el grupo de opinión Quercus, que en 2008 le nombró 'torrelaveguense ilustre'.

Su carrera comenzó en Valladolid, donde se licenció en Medicina y Cirugía, aunque hizo la especialidad en el Jardín de la Infancia de Santander y después opositó y sacó plaza como pediatra en Torrelavega. Tres años más tarde montó su consulta privada también en la capital de la comarca del Besaya, en la que su abuelo ejerció de médico, en Cartes, y su padre de enfermero. Como pediatra de la Seguridad Social se jubiló en el 2008 y de su consulta hace 14 meses.

Comentarios