martes. 29.11.2022
cantabria

El otoño en Cantabria no sólo trae consigo la caída de las hojas, también anuncia el inicio de la poda

La poda general que se lleva en este periodo afecta a todas las especies presentes en el jardín, entre las que destacan los geranios.

20151111_121007
En algunos casos concretos es necesario realizar trabajos de altura, sobre todo al pensar en árboles que no han sido podados en los últimos años

La llegada del mes de noviembre significa el comienzo de la época de descanso de la vegetación. Un periodo idóneo para llevar a cabo la poda de árboles y arbustos. Realizar esta tarea durante este periodo de tiempo hará que se perturbe lo menos posible la vida de la planta. La poda general que se lleva en este periodo afecta a todas las especies presentes en el jardín.

Los profesionales recomiendan hacerla anualmente para garantizar el buen mantenimiento del espacio. De esta forma se evitan las sorpresas en primavera, cuando se pueden apreciar las irregularidades en su crecimiento.

“Así se consigue que no se dispare el crecimiento y se puede mantener el conjunto de manera homogénea, conservando su belleza”, aseguran desde Jardinería Diego, una empresa que cuenta con más de 15 años de experiencia en el sector.

Así se consigue que no se dispare el crecimiento y se puede mantener el conjunto de manera homogénea, conservando su belleza

Para facilitar el desarrollo de ramas vigorosas se aconseja podar severamente. Realizar esta tarea de manera adecuada puede servir para incrementar el rendimiento del fruto y a la vez evita el riesgo de la caída de ramas.

En algunos casos concretos es necesario realizar trabajos de altura, sobre todo al pensar en árboles que no han sido podados en los últimos años.  Para ello los profesionales utilizan camiones pluma, y en su defecto, las labores las hace una persona experta en trapa. “Es mejor que sean los profesionales cualificados los que lleven a cabo este tipo de tareas, ya que entrañan riesgos y garantizan una mejor finalización”, asegura.

Poda de los geranios

Una de las especies más habituales en los jardines y balcones de las viviendas son los geranios. Para conseguir que al crecer, continúe siendo una planta florida lo mejor es realizar la poda en el otoño, tras la floración veraniega. A la hora de llevar a cabo estos trabajos hay que tener en cuenta cual queremos que sea el resultado final. También es importante analizar su emplazamiento, ya que es preferible colocarlos con orientación hacia el sur, para evitar que tengan contacto no directo con el sol.

Para ofrecer los mejores cuidados al jardín, lo más recomendable es hacer una planificación anual, que permita llevar a cabo un mantenimiento estable y continuado en el tiempo y que lo conserve en condiciones ópticas durante todo el año. El trabajo que se realiza a lo largo de estos meses tiene su recompensa durante la primavera, cuando las plantas y árboles muestran su mejor aspecto.

Comentarios