sábado 27/11/21

El consejero de Turismo de Cantabria, Francisco Martín, ha admitido que esta Semana Santa, cuyo puente festivo acaba de finalizar, "no se han cumplido las expectativas" marcadas, pero lo ha achacado fundamentalmente a la predicción meteorológica hecha para la región, que "no ha sido la adecuada".

"Los meteorólogos nos han crujido", se ha quejado en relación a los pronósticos, aunque "luego no ha hecho tan malo". Así, teniendo en cuenta estas condiciones "tan adversas", Martín da por "bueno" el dato de ocupación registrado, del 80% de media en la Comunidad. "No ha sido una mala Semana Santa", ha resumido este lunes a preguntas de los periodistas.

El también responsable de Innovación, Industria y Comercio ha indicado que este 2018 la Semana Santa ha caído "pronto", a finales de marzo y principios de abril, algo que a Cantabria "siempre le viene relativamente mal", porque en esta época del año los viajeros buscan, "sobre todo, garantizar el tiempo".

Así, "ya sabíamos que esta Semana Santa tan pronta iba a ir un poquito peor que la del año pasado, pero es que los meteorólogos nos han crujido", se ha quejado el consejero de Turismo, al igual que hizo, a lo largo del fin de semana, el propio presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, colgando imágenes de la región en sus redes sociales mostrando cielos soleados y sin nubes, ironizando sobre la 'ciclogénesis explosiva' prevista y acusando a los meteorólogos de "espantar" a los turistas.

En este sentido, Martín ha recordado que los 'hombres del tiempo' estuvieron anunciando "toda la semana previa" que "iba a hacer malo", ante lo que la gente que tenía previsto venir a la región se buscó "otras alternativas".

VIENTO SUR

"Estamos un poco cansados de decir que si hace (viento) Sur, ¡ojo con las predicciones!", ha insistido el titular del departamento, para añadir que en esas circunstancias "si es verdad" que en Galicia, León o Burgos "va a llover", mientras que "en Cantabria va a hacer bueno".

Y tras admitir que "es difícil hacer entender esto", ha reflexionado la posibilidad de "tener que inventarnos un 'claim'" como "si hace Sur, vente al Norte, o algo así, para ver si calamos el imaginario público".

En cualquier caso, Francisco Martín ha opinado que, con un 80% de ocupación de media -por debajo de lo previsto- "no ha sido una mala Semana Santa". "Yo creo que es para estar confiados en que Cantabria es un destino turístico más que consolidado", ha remachado.

Así las cosas, y después de reconocer que los dos últimos años han sido "excepcionalmente buenos" en Semana Santa, especialmente el pasado, cuando fue "de relumbrón" -porque cayó más tarde en el calendario, hizo bueno y acababa de empezar el Año Jubilar Lebaniego- y que en general el 2017 ha sido un año "de éxitos, de récords", Francisco Martín ha admitido que es "muy complicado repetir" esas cifras, pero ha asegurado que van a seguir "trabajando mucho por promocionar Cantabria".

SANTANDER

Por otro lado, los hoteles de Santander de 3 a 5 estrellas han tenido una ocupación media superior al 94% durante los días principales de la Semana Santa, especialmente en la noche del Viernes Santo, con muchos establecimientos "llenos" y una media superior al 97%.

Estos datos, junto con los de afluencias de visitantes "confirman" a la capital cántabra como "el motor turístico" de la región, según ha subrayado la concejala de Turismo y Cultura, Miriam Díaz, quien ha cifrado en más de 2.000 las personas que han pasado estos días por las oficinas de turismo de la ciudad, especialmente el Jueves Santo, el día de mayor afluencia, con 741 atenciones.

Además, cerca de 3.500 viajeros han visitado el Palacio de la Magdalena y unos 550 descubrieron los centros del Anillo Cultural, ha indicado la edil del área en un comunicado, en el que destaca "el poder de atracción que sigue demostrando Santander".

Díaz, que confía en que estos datos "anticipen una buena temporada de verano", ha desgranado las cifras de ocupación hotelera y la afluencia de visitantes durante las fiestas de Pascua en la ciudad.

Ha destacado el 94% de ocupación media en los días principales del puente, entre Jueves Santo y el sábado, según datos ofrecidos por los hoteles de 3 a 5 estrellas, mientras que el dato se situaría en el 87,3% si se contabiliza la noche de ayer domingo.

Y sobre sale la ocupación en la noche de Viernes Santo, cuando fue superior al 97% y un total de seis establecimientos hoteleros alcanzaron su ocupación máxima colgando el cartel de 'completos'.

Por días, el jueves 29 de marzo la ocupación fue del 93,9%; mientras que el sábado se situó en el 91,2%, descendiendo al 80% para la noche del sábado. "La ocupación real ha superado las expectativas que inicialmente tenía el sector", ha manifestado la concejala del área, que ha recordado al respecto que los establecimientos hoteleros preveían una ocupación en torno al 80% para los días centrales de la Semana Santa.

A su juicio, estas cifras "dan cuenta del poder de atracción que sigue demostrando Santander", y ha confiado en que anticipen una buena temporada estival.